La Xunta se dejó 66 millones en subvenciones a R antes de la venta a Euskaltel

stop

El grueso de las ayudas públicas a la operadora de cable se concretó entre 2005 y 2010, y tuvo como eje la implantación y extensión de nuevas redes de acceso

Arturo Dopico, consejero delegado de R

en A Coruña, 25 de agosto de 2015 (22:30 CET)

Nadie duda ya de que Euskaltel se lleva una joya con la compra de R. Una operadora saneada, con una fuerte implantación en su territorio, Galicia, con una deuda contenida y muy rentable, al haber duplicado beneficios en el último año. Y también una empresa muy subvencionada, dinámica que en cierta medida viene condicionada por la implantación y extensión de nuevas redes de telecomunicaciones. En los años previos a la venta de R, y solo en el período comprendido entre 2005 y 2010, la operadora presidida por Honorato López Isla recibió subvenciones de la Xunta por importe de 65,9 millones.

R también recibió, en el período 2010-2014, préstamos blandos del Ministerio de Industria, que se situaron en 4,7 millones de euros brutos. En total, entre Xunta, ministerio y otros organismos, R acumula unas subvenciones públicas por importe de 72,2 millones de euros. Así lo refleja la memoria de la compañía que acompaña a sus cuentas, las del 2014, un buen ejercicio para la operadora gallega.

Del bipartito a Feijóo

En 2005, la entonces Consellería de Innovación, Industria y Comercio de la Xunta concedió a la firma una subvención para la implantación de nuevas redes de telecomunicaciones en los núcleos comarcales y rurales de Galicia. El importe total de la misma ascendió a 39 millones de euros y se concedió por períodos anuales hasta 2008, en función de las inversiones comprometidas y realizadas.

En septiembre de 2010, ya con Fejióo en San Caetano, la Secretaría Xeral de Modernización e Innovación Tecnolóxica, dependiente de la Consellería de Presidencia, aprobó otra subvención a R para la realización de la inversión en extensión de redes de acceso de nueva generación en la poblaciones de mayor demanda del territorio gallego. El importe total de la citada subvención, según la memoria de la operadora, ascendía a otros 26,9 millones de euros, y estaba dividida en cuatro anualidades durante el período 2010-2013.

Cumplimiento de las inversiones

Cada una de las anualidades estaba sujeta al cumplimiento de los compromisos de inversión adquiridos por la sociedad. Los gestores de R, en la memoria de 2014, consideran que "se han cumplido la totalidad de las condiciones generales y particulares establecidas en las correspondientes resoluciones de concesión de todas las subvenciones de capital que le han sido concedidas", explican. R, constituida en 1994 en A Coruña, donde hasta ahora está su sede, ha invertido prácticamente unos 1.000 millones de euros en su desarrollo.

La imputación a resultados del ejercicio 2014 de las subvenciones de capital reconocidas por R ascendió a algo más de 4 millones de euros. Las mencionadas subvenciones contaban con impuestos diferidos pasivos asociados que, a 31 de diciembre de 2014, ascendían a 12,3 millones de euros, aproximadamente, según los administradores de la hasta ahora operadora gallega.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad