La plantilla de A Coruña se posiciona con Ferroatlántica y deja solos a Cee y Dumbría

stop

Los trabajadores respaldan por amplia mayoría el acuerdo para el desarrollo del plan industrial presentado por la empresa, que contempla una inversión de 9 millones en Sabón

Pablo Barro

Ferroatlántica advierte de que, si no se venden las centrales, plantas como la de silicio solar de Arteixo carecerían de sentido
Ferroatlántica advierte de que, si no se venden las centrales, plantas como la de silicio solar de Arteixo carecerían de sentido

en A Coruña, 16 de febrero de 2017 (05:00 CET)

Los trabajadores de las plantas de Ferroatlántica en Cee y Dumbría están cada vez más solos en su lucha por evitar la segregación de las centrales hidroeléctricas del Xallas de las factorías de ferroaleaciones. La plantilla de Sabón acaba de dar el visto bueno al acuerdo rubricado entre el comité de empresa y la dirección en el que se concretan las inversiones a realizar, y que en su caso ascienden a 9 millones de euros. Se suma así a los de Cantabria, que también lo aprobó, y Aragón, donde también hubo sintonía.

La votación, que se celebró este miércoles y en la que participó el 90% de la plantilla, se saldó con el 66% de los votos a favor del plan industrial propuesto, 25% en contra, y el 8% nulos o en blanco. Según explicó a Economía Digital el portavoz del comité de empresa, Francisco Blanco (UGT), los principales puntos del mismo son la garantía de suministro de material a la nueva fábrica de silicio solar –en la que Ferroatlántica invertirá 42 millones y que se instalará en una parcela anexa–, la garantía del empleo, un incremento salarial y la posible construcción de un cuarto horno, vinculado al crecimiento de la planta de silicio solar.

El resto de actuaciones hasta completar los nueve millones de inversión corresponden temas técnicos encaminados al incremento de producción y la competitividad de la fábrica. Preguntado sobre si las inversiones están supeditadas a la venta de las centrales, el responsable sindical afirmó que "nuestro acuerdo no lo contempla. Era una condición del comité que no figurase así". En su lugar, apuntó, figura una cláusula que lo vincula "a la obtención de fondos extraordinarios para poder acometer los proyectos, cuya procedencia determinará la empresa".

El Parlamento, contra la segregación 

Mientras las distintas plantas de Ferroglobe en España van dando el visto bueno a los proyectos de inversión de la empresa, en el Parlamento gallego crece la oposición a la venta. De hecho, este miércoles, la comisión de Industria ha sacado adelante de forma unánime una iniciativa del PSdeG –transaccionada con el PP– en la que instan a la Xunta a velar por la no segregación de las actividades de ferroaleación y de producción hidroeléctrica.

En la misma, recuerdan al Ejecutivo gallego que "la pérdida por parte de Ferroatlántica SA de sus condición de titular de los aprovechamientos señalados ante cualquier acreedor" será "causa de extinción de estos términos establecidos en los documentos concesionarios".

En este sentido, la diputada del BNG Noa Presas ha ido más allá y ha reclamado al Gobierno autonómico una "respuesta más contundente" para que impida la venta de las centrales, porque "lo que pretenden no se puede hacer", ya que "no es posible especular" con "ese bien de los gallegos". Desde el PP, Miguel Tellado ha criticado la "demagogia" de la oposición, al tiempo que ha subrayado el "compromiso rotundo" por parte del PP y la Xunta "con todos los trabajadores de Ferroatlántica".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad