Imagen de archivo de María del Carmen Lence Ferreiro

La hija de Jesús Lence toma las riendas de todo el grupo Leche Río

María del Carmen Lence asume la presidencia de Lence Torres tres meses después del fallecimiento del fundador del grupo, Jesús Lence

María del Carmen Lence toma las riendas del holding familiar. La hija de Jesús Lence (fallecido el pasado mes de abril) asume la presidencia del Grupo Lence Torres y de todas las compañías que se encuentran bajo su paraguas: Leche Río, Transleche y Complejo San Cristóbal.

Tras haber trabajado para empresas en Estados Unidos o Suiza y haber sido directora de ventas de Leche Río en el pasado, María del Carmen Lence dio el salto a la cúpula del hólding familiar a comienzos de este mismo año. Fue entonces cuando Jesús Lence creó un consejo de administración compuesto por dos de sus tres hijos (la propia María del Carmen y Luis Jesús) y con directivos de su confianza como Aida Cantó o Jesús García para blindar su sucesión.

Del Instituto de Empresa a la Universidad de Berkeley

María del Carmen Lence, casada con el ejecutivo de la farmacéutica Sanofi, Alexander Zehnder, asciende a lo alto de la cúpula del grupo familiar tras una dilatada trayectoria profesional dentro y fuera del grupo lácteo lucense. Con un currículum académico en el que destacan su MBA en el Instituto de Empresa y programas de posgrado en el IESE o la Universidad de Berkeley, María del Carmen Lence trabajó en el pasado como consultora en NextGen Leadership -firma dedicada al desarrollo y liderazgo de directivos- y colaboró como profesora en la prestigiosa universidad californiana de Berkeley o en el propio Instituto de Empresa madrileño.

Con este movimiento, la familia Lence retiene el control total de la empresa como ya ocurriera durante los tres años de inhabilitación de Jesús Lence por un delito ambiental. Por aquel entonces fue su otra hija, María Jesús, la que asumió la presidencia de Leche Río (distribuidora de las marcas Leyma, Cremosita o Río), que, a diferencia de sus dos hermanos, no figura actualmente en el consejo de administración del holding familiar.

Una línea continuista

Quienes conocen a María del Carmen Lence ponen de relieve su “brillante currículum” y su "claridad de ideas" y aseguran que su nombramiento servirá para marcar una línea continuista en una empresa que se ha instalado en beneficios desde que en el año 2013 diese su golpe de timón.

Fue entonces cuando tomó la decisión de reducir tamaño (pasó de recoger más de un millón de litros anuales a unos 800.000) y enfocarse en la rentabilidad. Este giro le ha permitido abandonar los números rojos y cosechar unas ganancias acumuladas de 21 millones de euros en los últimos cuatro ejercicios.

Los otros negocios de Lence Torres

El negocio lácteo es la punta de lanza del Grupo Lence Torres y a él irán a parar inversiones por 6 millones de euros para nuevas líneas de envasado en sus plantas de Ceao II y Arteixo, pero no será el único negocio del que se ponga al frente María del Carmen Lence con su llegada a la presidencia del holding familiar.

Del grupo Lence Torres cuelgan, además de Leche Río, otras dos sociedades. Se trata de Complejo San Cristóbal, dedicada a la venta de combustibles en estaciones de servicio, y Transleche, la sociedad de inversión con la que el grupo canaliza sus participaciones en otras firmas del sector alimentario como Ebro Foods o Deoleo, Banco Sabadell o la biotecnológica gallega Euroespes.

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad