La Generalitat enfurece a los trabajadores de Alstom

stop

TRANSPORTE FERROVIARIO

Tren fabricado en Santa Perpètua de Mogoda

14 de mayo de 2011 (00:06 CET)

A los trabajadores de Alstom se les ha atragantado la última iniciativa que el director general de Industria, Joan Sureda, ha tenido sobre la factoría. La multinacional gala ha expresado su intención de concentrar la producción del grupo en Francia, un extremo que la cúpula central de la empresa está pactando con la Federación Europea de Trabajadores del Metal (FEM). Ante este panorama, Sureda decidió hablar de la viabilidad de la fábrica vallesana con la dirección y el comité en el encuentro previsto para fiscalizar el plan de inversiones de I D. La inclusión de este punto en el orden del día fue un jarro de agua fría para los trabajadores, que pidieron que se retirase de inmediato. Ante su negativa de asistir al encuentro si Sureda lo mantenía, la Generalitat suspendió la reunión y aún no se ha agendado de nuevo.

“Estaba fuera de lugar hablar de la viabilidad de Alstom en ese encuentro. Las cosas se tienen que tratar donde toca, en este caso a nivel europeo”, afirma el representante de CCOO en el comité, Joan Alcántara, a Economía Digital. Lo que más ha enervado los ánimos de los trabajadores, inquietos por cómo puede terminar el repliegue del grupo, es que la cita para repasar el cumplimiento del plan de I D consta en las cláusulas del ERE temporal aprobado en 2007 y que aún afecta a la plantilla. En múltiples ocasiones han denunciado que la empresa no actúa de acuerdo con lo pactado y eso deja en jaque a la factoría, ya que su viabilidad futura está comprometida sin un impulso en este departamento.

“Nos sorprende que la Generalitat juegue a favor de los intereses de la empresa, no venía a cuento”. Por ello han remitido junto a UGT una carta de protesta a todos los trabajadores de Santa Perpètua, al Govern y a los grupos parlamentarios. “Hablar del plan de viabilidad es empezar las negociaciones del despido de la mitad de la plantilla”, denuncia el responsable de UGT en el comité, José García.

Los dos sindicatos mayoritarios recuerdan que a finales de mes la FEM les entregará un informe en el que evalúan la viabilidad de la factoría catalana y de las fábricas que Alstom Transport tiene en Alemania y Francia. Con la documentación “económica, técnica y con todas las cargas detalladas”, dice García, “tendremos elementos de juicio para sentarnos a hablar”.

Artur Mas, descontento

Fuentes cercanas a Artur Mas explican que la nueva polémica no ha gustado en la plaza Sant Jaume. La directriz que el presidente catalán ha hecho llegar a todos los consellers es que minimicen las polémicas que pueden volverse en contra de CiU hasta después de las elecciones del 22 de mayo. En este caso, Sureda se ha metido él mismo en arenas movedizas, ya que ni empresa ni trabajadores solicitaron hablar sobre la viabilidad de Alstom.

“No había ninguna presión por parte de nadie, Sureda quería ser proactivo ante la situación global de esta industria”, afirman desde el departamento dirigido por Francesc Xavier Mena. Con todo, aseguran que su voluntad es “colaborar” con todos los actores implicados y que se volverán a sentar “cuando lo pidan, estamos a su disposición”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad