La fianza a Pescanova equivale al crédito urgente de la banca

stop

El juez Ruz impone un depósito de 54,8 millóns de euros a la matriz de la multinacional

03 de septiembre de 2013 (02:00 CET)

El juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz impuso este lunes una fianza de 1.200 millones de euros a diez altos cargos de Pescanova y hasta seis sociedades, entre ellas la propia Pescanova SA.

Se les imputa la comisión de un delito de falseamiento de cuentas, falseamiento de información económica, uso de información relevante, estafa y falsificación de facturas. El auto revela que para establecer el importe de las fianzas se ha tenido en cuenta el número de querellas y denuncias dirigidas contra cada uno de los querellados.

Estudian recurrir

En concreto, a la matriz del grupo pesquero, el magistrado le impone un depósito de 54,8 millones de euros a pagar en diez días en concepto de responsabilidad civil. Una cifra que se antoja abultada para una empresa que se encuentra en concurso de acreedores y que tiene una deuda con la banca que sobrepasa los 3.200 millones de euros.

De hecho es una cantidad muy próxima a la inyección que las principales entidades acreedoras colocaron en la pesquera el pasado junio, tras dos meses de negociación con la administración concursal, para poder hacer frente a pagos corrientes.

Desde la empresa guardan silencio y aseguran que “estudian, desde el respeto” si tomar o no medidas. Es decir, recurrir la fianza, un proceso en el que ya se ha embarcado Manuel Fernández de Sousa, al que la justicia reclama 178 millones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad