La congelación salarial llega a los grandes almacenes

stop

La medida afectará a unos 230.000 empleados que trabajarán domingos y festivos sin compensación

31 de enero de 2013 (12:35 CET)

El Gobierno de Mariano Rajoy decidió congelar el salario de los funcionarios en 2011. Ahora, es el turno de los grandes almacenes. Unos 230.000 empleados de grandes cadenas como El Cortes Inglés, Ikea o Carrefour cobrarán lo mismo hasta 2016, salvo que mejore el lastrado consumo interno.

Además, trabajarán los domingos y festivos sin recibir compensación, aunque las pagas extras se mantendrán. Estos son las principales líneas aprobadas en el convenio que ha firmado la Asociación Nacional de Grandes Superficies (Anged) con los sindicatos Fetico y Fasga, al que ha tenido acceso Europa Press.

Rechazo al convenio

El convenio, no ha sido suscrito por Comisiones Obreras (CCOO), Unión General de Trabajadores (UGT), LAB y CIG. Estos sindicatos no tienen mayoría en el sector. El documento también recoge que “las partes pretenden contribuir, con un esfuerzo mutuo, a mantener el empleo, y a acompasar la retribución a la evolución del consumo".

Asimismo, las partes han acordado crear una comisión mixta que valorará la evolución de las ventas y adoptar las medidas que estimen necesarias.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad