Fábrica de Ence en Lourizán

La Audiencia Nacional da un balón de oxígeno a Ence

La Sala continúa el procedimiento sobre la prórroga de la planta de Ence en Pontevedra a pesar del allanamiento del Estado

La Audiencia Nacional ha decidido seguir adelante en el proceso que evalúa la validez de la prórroga de Ence en su actual emplazamiento de Pontevedra. La compañía valora positivamente la decisión de la Sala, pues no da por zanjada la causa después de que el Estado, parte demandada, se allanara en el procedimiento, lo que equivale a renunciar a defender la continuidad de la fábrica en Lourizán y la prórroga otorgada durante el Gobierno en funciones de Mariano Rajoy

El cambio de postura de la Abogacía del Estado, materializada en un escrito presentado el día 8 de marzo por la Dirección General de Costas, desató una fuerte polémica en Galicia, pues en Ence es un actor clave para el sector forestal de la comunidad y una de las pocas industrias con las que cuenta la ciudad de Pontevedra tras el cierre de Elnosa. El Concello, sin embargo, está en contra de su continuidad, y hasta hace poco lo estaba también el PP, que cambió su posición en 2015, antes de la concesión de la prórroga.

Ence y sus trabajadores preparan la defensa de la fábrica

Mediante resolución judicial, la Audiencia Nacional ha otorgado plazo a Ence y al comité de empresa de la compañía, recientemente personado en el procedimiento, para que formulen contestación a la demanda del Concello. En un comunicado, la compañía considera que esta decisión de la Audiencia Nacional constituye "una buena noticia" para las más de 5.000 familias de Galicia, muchas de ellas del ámbito rural, que dependen directamente de la actividad de la biofábrica de Pontevedra.

Asimismo, Ence estima que la continuación del procedimiento es positivo para las miles de empresas que se podrían ver afectadas por el "sorprendente" cambio de criterio de la Dirección General de Costas en relación a la validez del reglamento de la Ley de Costas. Pese a que el proceso sigue adelante, la diferencia es que Ence no cuenta ya con la defensa de la Administración General del Estado y, por lo tanto, su posición es menos sólida que hace unos meses.

Ence reitera que su actividad empresarial constituye un ejemplo de contribución a la bioeconomía, la economía circular y la sostenibilidad. "La actividad industrial de Ence se rige por los más altos estándares de responsabilidad medioambiental y los parámetros de sus plantas mejoran ampliamente las más exigentes normas y autorizaciones ambientales europeas y españolas", destaca la compañía.

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad