Jealsa arranca su expansión en el mercado asiático

stop

La compañía busca un socio entre las mayores conserveras chinas para abastecer también a Japón y Corea del Sur

Luis Saavedra Pinal-Martín

Jesús Alonso, presidente del grupo Jealsa, y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo | EFE
Jesús Alonso, presidente del grupo Jealsa, y el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo | EFE

01 de marzo de 2014 (22:43 CET)

Dos gigantes están a punto de encontrarse: el mayor fabricante de conservas de pescado de España y el mayor cliente del planeta. El vicepresidente de Jealsa-Rianxeira, Juan Alonso, está ultimando un viaje de negocios por China para conocer las posibilidades reales de levantar allí un pequeño imperio desde el que abastecer el mercado local y a varios de los principales países consumidores de pescado en el este de Asia. Alonso, cuyo viaje inicial ya organizado ha sido finalmente aplazado, según fuentes del sector por problemas de agenda, visitará plantas conserveras en un meteórico rally de una semana por las provincias chinas en las que se ubican la mayoría de las principales fábricas del sector, tanto de pescados como de vegetales.

El número dos de la multinacional de Boiro tiene el mandato de chequear diferentes instalaciones parejas en tamaño a la que tiene bajo su batuta, como la que posee el productor local Bright Food Group, con sede en Shanghai, y considerado el mayor fabricante local de conservas de atún. Su cifra de negocio anual se acerca a los 400 millones de euros sólo en este producto. El proyecto inicial de Jealsa es negociar con aquellas plantas chinas, 12 en total, que ofrezcan calidad suficiente para encajar en el modelo productivo del grupo gallego y que permitan a la compañía familiar contar en el futuro con su propia flag-cannery en Asia.

Primera conservera

Según fuentes conocedoras del viaje, que previsiblemente se demorará hasta finales de este mes, se analizará si la opción más adecuada es arrancar esta etapa inicial para el despliegue en Asia con un socio local que ya sea veterano y esté curtido en los entresijos del modelo empresarial chino. En una segunda fase a medio plazo, la firma podría afianzarse con mayores garantías de crecimiento por medio de una unidad de fabricación propia. Sería la primera empresa española de conservas de pescado en levantar un centro de producción en China. “Si entra allí, habrá otras que la sigan”, dijo a Economía Digital un experto del sector. Jealsa-Rianxeira ya posee presencia industrial en Brasil, Chile y Guatemala, activos comerciales con marcas propias en Francia, Italia y Portugal, y realiza actividades con marcas privadas en los mercados de Alemania, Austria, Bélgica, Reino Unido y Holanda.

Desde China, por medio de un partner o de forma independiente, se fabricará también para otros dos gigantes consumidores de todo tipo de presentaciones de pescado. Japón y Corea del Sur, dos de los mayores importadores de productos del mar, están a tiro de piedra desde China. La conservera gallega, no obstante, más que para su posterior expansión a países de la zona, está intentando penetrar fundamentalmente en el coloso asiático por su gigantesco mercado, ensanchado cada vez más gracias a una floreciente clase medi.

Socio local


Las principales fábricas chinas de conservas que están en la hoja de ruta de la misión de Jealsa se diseminan por numerosas provincias del país, como Guizhou, Quangdong, Shanghai y Shandong. Allí trabajan los productores locales Xianon Kingfood, Jingzhou Xingdu Food, Fujian Zhanhua, Dalyan Jiajuan o Silvicorp, que son los mayores abastecedores del mercado local. Pero China es ya territorio conquistado por otras empresas conserveras españolas. Al igual que Jealsa, en su mayoría son matrices familiares, como Conservas Dani o Cidacos, que accedieron al mercado chino de la misma forma que pretende la compañía gallega: primero a través de un partner local y luego diseñar una unidad productiva propia de nueva construcción tras analizar el éxito de su inversión inicial.

Además, otras marcas españolas del sector de la alimentación instaladas en China son ya un referente que usará Jealsa para su proyecto asiático. Los ejemplos más claros pueden buscarse en Nutrexpa, Gallina Blanca, RiberEbro e Ian. China no es, sin embargo, un territorio desconocido por completo para la multinacional de Boiro. A través de la Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas de Pescados y Mariscos (Anfaco), la internacionalizada gallega mantiene convenios de colaboración con Quingdao Fusheng Foodstuffs y el College of Food Sciencie and Engineering Ocean University of China, para la mejora de sus relaciones empresariales y tecnológicas.

Negocio y renovación

El Grupo Jealsa-Rianxeira, fundado inicialmente en 1958 por Jesús Alonso, facturó en 2012 más de 560 millones de euros, sumando las ventas de sus tres divisiones de negocio: conservas, pesca y medio ambiente y energía. Estimaciones de la empresa indican que la cifra de negocio de 2013 podría haberse aumentado en torno a un 3% sobre el ejercicio anterior, de modo que la resultante sería en torno a 580 millones de euros. Embarcada en un proyecto de renovación de sus plantas llamado X50-Pesmetec, en este momento cuenta con más de una veintena de sociedades propias y participadas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad