Los expolíticos en el consejo de Enagás se suben el sueldo. En la imagen, la consejera de Enagás Isabel Tocino.

Isabel Tocino: la candidata de Fraga que aún cree en el milagro económico de Aznar

stop

La mujer que no pudo reinar en el PP pese al apoyo de Fraga llega al Pastor en la etapa final de su carrera tras una década en consejos de administración

Rubén Rodríguez

Economía Digital

Los expolíticos en el consejo de Enagás se suben el sueldo. En la imagen, la consejera de Enagás Isabel Tocino.

en A Coruña, 30 de noviembre de 2017 (06:00 CET)

La trayectoria de Isabel Tocino, la nueva presidenta de Banco Pastor, no empieza ni acaba en Galicia, pero la tierra donde nació uno de sus principales valedores, Manuel Fraga, continúa marcando puntos de inflexión en su vida profesional. Uno de ellos está sobradamente documentado, sucedió en Perbes, en la residencia de verano de Fraga, cuando el ex presidente de la Xunta la impulsaba para liderar al PP frente a José María Aznar. El otro, está por ver, podría ser la presidencia del Pastor, cargo al que llega a los 68 años tras una década como consejera del Santander y en pleno proceso de absorción del Popular.

Entre un escenario y el otro han pasado tres décadas en las que la cántabra, estudiante ejemplar en Las Esclavas de Santander y doctorada en derecho por la Universidad Complutense de Madrid, alcanzó su cargo político más elevado como ministra de Medio Ambiente sucediendo a Josep Borrell, y aparcó después el acta de diputada para acumular cargos como consejera. Para entonces tenía ya una amplia hoja de servicios como madre de siete hijos. Una de las niñas falleció ahogada en una piscina en 1998, a la edad de dos años.

El cónclave de Perbes

A Manuel Fraga le conoció en 1985. “Me pidió que organizara una asociación de mujeres para que fuéramos integrándonos en política. Así es como nació la Asociación de Mujeres para la Democracia, y ahí comenzó mi vocación política”, relata la también consejera de Ence en declaraciones recogidas por Cristina Larraondo en el libro Yo fui ministra (Plaza & janes, 2007).

En las elecciones de 1986, Alianza Popular introduce en el Congreso ocho diputadas y Tocino inicia su ascensión política que hace estremecer Perbes. En la residencia de Fraga, la que sus herederos intentarían vender tras su muerte, llamaron al timbre Álvarez Cascos, Federico Trillo, Rodrigo Rato y Juan José Lucas, nombres que ocuparon cotas de poder hasta hace bien poco, cuando el tiempo o los casos de corrupción obligaron a pasar página. En Galicia, disuadieron a don Manuel de la idea de que Isabel Tocino liderara el partido, mostrando su preferencia por José María Aznar.

"España estaba preparada para que una mujer gobernase"

A la exministra nada del concilio pareció molestarle cuando Álvarez Cascos la llamó por teléfono. Su relato sobre aquella generación siempre habla de la “amistad” entre sus miembros, del trabajo para desbancar al todopoderoso Felipe González y del aprendizaje urgente una vez alcanzado el Ejecutivo.

“Nunca pedí a nadie ser aspirante a la presidencia del Gobierno y no di la batalla, aunque creo que España sí estaba preparada para que una mujer gobernase el país”, aseveraba tiempo después.

Su especialidad era la energía nuclear, pero Aznar le encargó la cartera recién creada de Medio Ambiente, hasta entonces ligada a Obras Públicas. De su predecesor, Josep Borrell, Tocino decía que hizo una gestión desastrosa y un traspaso de poderes impecable.

Del 'milagro económico' a los consejos de administración

Gestión, gestión y gestión. Liberal en lo económico, vinculada al Opus Dei, esgrime ese discurso del PP eficiente, desideologizado, que presume de ser más moderno que la izquierda y que no exige más politización que alguna misa cantada en TVE. Es el mismo relato que Beiras ya no atribuiría a un partido conservador sino a un instrumento de las élites del mercado y que Feijóo maneja con perseverancia de mercadotecnia cuando cree oportuno.

Con esta filosofía, Isabel Tocino abandonó su puesto de diputada en 2002 para iniciar una ruta empresarial primero por la proveedora de software Siebel Systems, y después por los consejos de administración del Santander, Telemadrid, Enagás, Ence o Naturhouse, que abandonó este mismo año. Por el camino, escribió el libro Tu hija es celíaca, sobre la experiencia con su primogéntica Ximena, que padece esta enfermedad, motivo por el que impulsó  la primera Asociación Española Contra la Enfermedad Celiaca. Esta tarea constituiría una de sus grandes preocupaciones sociales, junto a la inserción laboral y crecimiento profesional de las mujeres. 

Isabel Tocino escribió el libro ''Tu hija es Celíaca, sobre la experiencia con su primogénita Ximena, que padece esta enfermedad

En ese periodo siempre defendió el “milagro económico” del Gobierno de Aznar, pese a que la crisis descubriría enormes grietas en aquel rápido crecimiento. Para Tocino, evidentemente, “no hubo milagro, sino buena gestión”, como diría en una entrevista.

El Pastor bien podría ser un retiro dorado para la exministra, conduciendo un banco hacia un futuro que el Santander todavía no ha definido. La entidad de Ana Botín tiende a unificar las marcas, como sucedió con Banesto o Central Hispano, pero se toma su tiempo. Isabel Tocino se pone al frente de la transición. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad