Inditex vuelve a desviar parte de la carga de trabajo de su centro logístico en A Coruña

stop

TEXTIL

Centro logístico de Inditex en Arteixo y Pablo Isla

A Coruña, 13 de junio de 2015 (00:00 CET)

Zara Logística es uno de los grandes armarios de Inditex. Ubicado en Arteixo cuenta con casi un millar de empleados y se dedica a la distribución de ropa a tiendas de todo el mundo. La planta está especializada en las líneas de ropa de hombre, aunque en el pasado también trabajaba con prendas de mujer. Sin embargo, estas fueron derivándose, poco a poco, a otras de las factorías españolas.

Esta semana, la dirección del centro comunicó a los empleados que la carga de trabajo que generaba la distribución de las líneas de camiseta de Trafaluc, lo poco que quedaba en cuanto a prendas de mujer, pasará a gestionarse desde el centro logístico de Meco, en Madrid.

Asegurar la carga "a largo plazo"

A principios del pasado año, Inditex ya desvió al centro de Zaragoza la gestión anual de unos 20 millones de prendas también de la línea de Zara Trafaluc. Según explican fuentes sindicales, la dirección del centro explica que esta deriva de carga de trabajo no tendrá consecuencias para la plantilla. Sin embargo, representantes de los empleados aseguran que genera cierta "intranquilidad".

"No por lo que ocurra ahora, sino a largo plazo. Por eso queremos el compromiso de la empresa de que no va a haber más deriva de trabajo a otros centros", dicen, a la vez que reconocen que la distribución de la línea de ropa de hombre ya genera por sí sola una gran carga.

Trabajadores eventuales

En el centro de Arteixo hay unos 900 trabajadores fijos, además de un centenar de empleados temporales que se contratan en diversas épocas a lo largo del año para cubrir vacaciones o en picos de producción elevada. "No obstante, hace años, había mucha más contratación temporal. A lo largo del año habías unas 300 personas eventuales y, de ellas, un centenar, al final, estaban en plantilla casi todo el curso", explican.

A raíz de esta situación, sindicatos y empresa han acordado iniciar las negociaciones para ampliar el pacto vigente de contratación, que expira en 2017. "Buscamos, que se nos compense la marcha de determinadas líneas y se asegure, en esencia, la carga de trabajo a largo plazo", explican representantes de los trabajadores.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad