Ignacio Rivera, de Estrella Galicia: "O ampliamos, o en 2017 estamos muertos"

stop

El consejero delegado de la cervecera confía en que Ayuntamiento de A Coruña active este mes el proceso para poder aumentar las instalaciones del cocedero

Ignacio Rivera en las instalaciones de Estrella Galicia | EFE

en A Coruña, 03 de marzo de 2016 (23:36 CET)

La fábrica de Estrella Galicia necesita seguir creciendo para satisfacer la demanda de cerveza en los próximos años y, para ello, precisa de la colaboración del Concello de A Coruña. Sin embargo, a día de hoy todavía no se ha iniciado el proceso para recalificar los terrenos que permitan ampliar las instalaciones de A Grela y, como reconoce el consejero delegado de Hijos de Rivera, Ignacio Rivera, "a nosotros ya nos empieza a apretar el zapato".

No obstante, el directivo de Estrella Galicia se muestra optimista y cree que el Ayuntamiento cumplirá. "Estoy seguro. Si no, me preocuparía porque estaríamos fuera de tiempo". Y es que en su cronograma los tiempos están bien medidos. El inicio del proceso de recalificación de los terrenos para ampliar el cocedero tiene que iniciarse "impepinablemente este mes", indica Rivera.

En juego está una inversión de más de 150 millones de euros en los tres próximos años y la creación de más de 250 empleos. La planta quedaría con una capacidad de producción de 400 millones de litros anuales. Entiende que los trámites son complejos y que intervienen varias administraciones, pero de no prosperar lo consideraría "un fracaso absoluto".

Fecha de caducidad

El actual cocedero tiene capacidad para producir un máximo de 240 millones de litros. En 2015 la empresa vendió 203 litros, 30 más que el año anterior. De mantenerse esta tendencia, la demanda en 2016 rondará los 233 litros. Los problemas llegarían en 2017. "O se amplía, o estamos muertos", sentencia Rivera. 

Reconoce que no tienen un 'plan B' cerrado porque el hecho de que toda la cerveza salga de un mismo sitio les da valor. El año pasado lograron consolidar su liderazgo en el mercado premium de cerveza y, como apunta Rivera, "la marca Galicia nos ha ayudado mucho a ese posicionamiento". Tienen claro que quieren permanecer en A Coruña y confían en que así sea, "a pesar de que los números digan que deberíamos hacer otra cosa".

Fábrica en Brasil

En estos últimos años, su filial Estrella Galicia do Brasil también ha experimentado un notable crecimiento. El pasado año facturó 50 millones de reales (unos 12 millones de euros), mientras que el país se consolida como su primer mercado internacional.

"Seguimos aspirando al sueño de la fábrica brasileña", asegura el consejero delegado de Estrella Galicia. Este año se abrirá un debate interno para ver qué se decide. "Es un paso estratégico de cierta dimensión. Nunca hemos dado un paso tan grande". De momento tiene contrato con su socio industrial brasileño hasta 2019. "Hay tiempo", tranquiliza.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad