Huelga de hambre en Povisa contra los despidos

stop

Tres trabajadores del hospital iniciarán el próximo martes la protesta para denunciar también el incumplimiento de las condiciones laborales y del concierto con el Sergas

Concentración de trabajadores de Povisa frente al Parlamento de Galicia | EFE

en Vigo, 06 de marzo de 2015 (16:17 CET)

 

 Tres trabajadores del hospital vigués Povisa iniciarán el próximo martes una huelga de hambre contra los despidos que prevé ejecutar la empresa y que afectarán a 13 empleados. El anuncio del centro del empresario José Silveira Cañizares llegó pocos días después de retirar un nuevo ERE de extinción que proponía 56 despidos.

Los ánimos de los trabajadores están muy caldeados, sobre todo porque el centro cuenta con un concierto con el Sergas recientemente renovado. El propio gerente del Servizo Galego de Saúde, Antonio Fernández-Campa, envió un mensaje a Povisa diciendo que consideraba "errática" su política de personal. En este contexto, tres de los empleados, incluída la presidente del comité de empresa, Chus Neira (CIG), han decidido iniciar la huelga de hambre para exigir que se retiren los despidos.

Más incumplimientos

Pero no es su única denuncia. A diferencia de la posición de la Xunta, que manifestó que el hospital cumplía los requisitos establecidos en el concierto en cuanto a condiciones laborales, los empleados denuncian incumplimientos en materia laboral y del propio concierto con el Sergas.

Según Neira, los trabajadores han recurrido a esta medida ante la "desesperación" que supone que la dirección del hospital siga "imponiendo" sus condiciones irregulares, sin que "nadie haga nada": ni jueces, ni Inspección de Trabajo, ni el Sergas.

Rebelión de los trabajadores

El comité inició un calendario de movilizaciones después de que se les comunicase el despido de esos 13 trabajadores (10 celadores y tres de archivos) y la reorganización de jornada de otros 26 empleados. Ese anuncio fue hecho por Povisa justo una semana después de que retirasen un ERE de extinción que preveía 56 despidos.

Además de varias concentraciones frente a las dependencias de Povisa a lo largo de la semana, los trabajadores se han manifestado este viernes ante la delegación de la Xunta en Vigo. El próximo martes iniciarán la huelga de hambre (a la que sumará alguno de los empleados despedidos a partir del 15 de marzo) y el viernes 13 de marzo tienen previsto realizar una manifestación.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad