Hijos de Rivera podría reabrir el hotel balneario de Cabreiroá

stop

La empresa Aguas de Cabreiroá, de la Corporación Hijos de Rivera, ha introducido una serie de modificaciones en sus estatutos que permitirían, entre otras, la explotación del balneario para usos hoteleros

Fachada modernista del Balneario de Cabreiroá

en A Coruña, 21 de agosto de 2015 (11:43 CET)

Tras más de medio siglo con sus puertas cerradas a los huéspedes, que no a los visitantes, el Balneario de Cabreiroá podría recuperar su actividad como establecimiento hotelero. La empresa Aguas de Cabreiroá SA, perteneciente a la Corporación Hijos de Rivera, ha realizado una ampliación de su objeto social para incluir "la explotación de balnearios de todo tipo, actividades de hostelería y afines" y "la fabricación de materiales de Balnearios y hostelería".

Además, esta modificación -recogida el Boletín Oficial del Registro Mercantil en su edición de este viernes- contempla otro tipo de actividades, como la fabricación de productos farmacológicos o la industrialización de los productos de las explotaciones agrícolas y ganaderas. No obstante, fuentes próximas a la compañía descartan la existencia de proyectos asociados a estos fines.

Establecimiento histórico

El manantial de Cabreiroá, situado a 1 kilómetro de la localidad ourensana de Verín, es conocido desde hace siglos, pero no fue hasta comienzos del XX cuando se comenzó a explotar comercialmente. José García Barbón fue el impulsor del proyecto de construcción de un hotel balneario y una planta embotelladora que, curiosamente, inició su actividad en 1906, el mismo año que el primer Rivera, familia que ostneta en la actualidad la propiedad de Cabreiroá, embotellaba su primera cerveza Estrella Galicia.

El encargado de certificar la calidad de las aguas fue el premio Nóbel Santiago Ramón y Cajal, lo que posibilitó que fuese declaradas de utilidad pública. El Balneario no operó como establecimiento hotelero hasta meses más tarde. Después, el estallido de la Guerra Civil en 1936 obligó a cerrar sus puertas. Se empleó como hospital y cuartel. Años más tarde se retomaría la actividad hostelera, pero sin el esplendor de épocas pasadas. Desde 1961 permanece cerrado. Ahora solo queda saber si será por mucho tiempo o no.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad