Rodrigo Rato, expresidente de Bankia, el día en que entró en la cárcel. /EFE

Grandes fortunas gallegas, pendientes del Supremo por el caso Bankia

La reclamación de la mutua Umas podría abrir la puerta a que ‘inversores cualificados’ recuperasen la inversión realizada con la salida a Bolsa de Bankia

Fernando Fernández Tapias, Pescanova, Invertaresa, Ence, Ferroatlántica… Empresarios y firmas radicadas en Galicia miran estos días hacia el Tribunal Supremo, encargado de estudiar el recurso de la mutua de seguros Umas a la salida a bolsa de Bankia. La firma pide el reintegro de su inversión de 600.000 al entender que no contaba con información real sobre el estado de la entidad bancaria en aquel momento presidida por Rodrigo Rato. Su reclamación podría abrir la puerta a que el resto de inversores denominados ‘cualificados’ puedan ser resarcidos.

Hasta la fecha, juzgados y audiencias provinciales han desestimado las demandas de empresas y grandes inversores que acudieron a la salida a bolsa del banco. Los poderes judiciales consideraban que, a diferencia de los inversores minoristas, estos tenían un conocimiento más amplio que les permitía interpretar adecuadamente la información de la entidad. Muchas fueron las grandes empresas que acudieron a los juzgados y fracasaron. Fue el caso de Iberdrola, que reclamaba 12 millones de euros por la minusvalías que le generó la salida a Bolsa de la entidad bancaria. Atrapados también quedaron otros grandes empresarios como Juan Miguel Villar Mir o Meliá Hoteles.

¿Disponían de información?

Este miércoles estaba previsto que el pleno de la sala de lo civil evaluase el recurso de Umas, a la que la primera instancia sí declaró la nulidad de la orden de compra de las acciones y reconoció, por tanto, su derecho a ser resarcido con casi 700.000 euros en concepto de la cuantía invertida y de los gastos legales. Sin embargo, la Audiencia de Madrid dió, posteriormente, marcha atrás al fallo, argumentando que las compañías de seguros disponen de amplia información, así como sistemas de análisis y gestión con los que podría haber analizado la situación que presentaba Bankia.

De entre los grandes inversores gallegos destaca la vieja Pescanova. Se calcula que invirtió más de 3 millones de euros a través de la filial Nova Pesca Trading en los tiempos de Manuel Fernández de Sousa. El empresario coruñés también lo hizo mediante la sicav Doniños de Inversiones, lo mismo que Isowat.

 

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad