, junto con la presidenta, Ana María Llopis.

Goldman Sachs prepara la tormenta sobre DIA

stop

Goldman Sachs incrementa al 10,54% su participación en DIA pero destina todo lo que compra a prestarlo a los bajistas

en Barcelona, 04 de enero de 2018 (05:00 CET)

Hacía diez meses que la cadena de supermercados DIA no tenía un nivel de inversores a corto tan bajo. No es que sea bajo: con el 16,34% del capital en manos de los bajistas, es con diferencia la firma del IBEX con un porcentaje más alto de su capital en mano de estos inversores, que apuestan a que el valor de la compañía caerá. Pero llegó a rozar el 25% y desde marzo de 2017 no estaba en los niveles actuales. Ahora, sin embargo, la tortilla puede volver a girarse, y Goldman Sachs ha tomado partido.

Las perspectivas no son halagüeñas. Los últimos resultados de la compañíaque preside Ana María Llopis no fueron para tirar cohetes, con descensos de las ventas en España, su principal mercado, y eso no está pasando desapercibido para unos inversores muy susceptibles ya con DIA. La tormenta se acerca y quien la está preparando no es otro que el primer accionista de la compañía: Goldman Sachs.

El banco de inversión estadounidense, que en diciembre se convirtió en el primer accionista de DIA, comunicó este miércoles a la CNMV que incrementó su participación del 10,21% al 10,54%. Puede parecer un incremento pequeño, pero no lo es tanto si se tiene en cuenta que ha dedicado todo este incremento de participación a ceder acciones a los bajistas, que apuestan contra la compañía.

Goldman Sachs afloró en DIA en agosto y ya es el primer accionista, pero presta sus acciones a los especuladores

Goldman Sachs tiene más de la mitad de sus acciones, el 5,96%, cedidas a inversores a corto. Estos operan con acciones prestadas, con lo que necesitan que alguien se las preste –con un coste, claro–. Hasta ahora, tenía el 5,66% cedido a los bajistas, aunque el incremento importante lo hizo en noviembre y diciembre, cuando pasó de tener el 2,5% a más del 5%.

El banco de inversión afloró en el capital de la cadena que dirige Ricardo Currásen agosto, en pleno descenso tras el pico provocado por la entrada del millonario ruso Mikhail Fridman, con el 3,9%. Desde entonces no ha parado de ganar peso, hasta superar al propio Fridman, aunque con intereses muy distintos. Su incremento en el accionariado ha ido siempre acompañado del préstamo de los títulos a los bajistas.

Los fondos más activos contra DIA

El fondo con más posiciones cortas sobre DIA, según los registros de la CNMV, es el rey de los bajistas: Marshall Wace, con el 3,13% de las acciones de la compañía. Tiger Global Management, nuevo en DIA, tiene el 2,47%, y uno de los fondos de Blackrock, el silencioso dueño del IBEX, el 2,1%. Darsana Capital Partners (1,74%) completa el grupo de los fondos con más del 1%.

Según los mismos registros del regulador, el 16,34% de DIA está en posiciones cortas, pero la última actualización es del 22 de diciembre. Los últimos movimientos de Goldman Sachs, así como de bajistas como Tiger, dejan entrever que la especulación en la cadena de supermercados irá al alza.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad