Finsa se suelta el pelo y ejecuta inversiones millonarias en México y Portugal

stop

La primera maderera gallega se hace con el 5% de Proteak, el mayor grupo forestal mexicano, y Santiago García Valiño entra en su Consejo de Administración

Rubén Rodríguez

José Carballo, director general de Finsa, junto a Francisco Conde y plantación de Proteak en México
José Carballo, director general de Finsa, junto a Francisco Conde y plantación de Proteak en México

en A Coruña, 22 de junio de 2015 (02:00 CET)

No está claro si en Finsa se ha acabado el tiempo de los recortes derivados del recesivo contexto económico, pero la primera maderera gallega se está rascando el bolsillo con una actividad inversora desconocida en los últimos cursos. A la ampliación de la planta portuguesa de Nelas para incorporar una nueva línea de producción de aglomerado, se suma una fuerte apuesta en México, país que sigue atrayendo con fuerza a las empresas gallegas.

Finsa se ha hecho con una participación del 5% de Proteak, el mayor grupo forestal mexicano y la única empresa del sector cotizada en el país azteca. La adquisición se materializó a través de una ampliación de capital y dio continuidad a la alianza entre las dos empresas que se inició, o al menos se anunció, a principios de este año. El acuerdo entre los dos grupos incluía la operación conjunta de la planta de MDF (tablero aglomerado de densidad media) de Proteak, la transferencia de tecnología y la venta de productos de Finsa en México.

Una operación millonaria

Aquella iniciativa del arranque de 2015 debió salir bien, porque la empresa gallega se lanzó en la ampliación activada por la compañía por valor de 21,5 millones de euros y se hizo con un trozo jugoso de su capital. Los datos financieros de la operación no se han desvelado. El valor de la participación adquirida por Finsa en relación a la cotización en bolsa de Proteak ronda los 13,5 millones.

En la comunicación al regulador mexicano, la empresa destacaba el "incalculable conocimiento técnico y comercial" de la maderera con sede central en Santiago. Proteak cuenta con más de 18.000 hectáreas de plantaciones en México, Costa Rica y Colombia y exporta a 15 países. Cerró el ejercicio 2014 con unas ventas de 107 millones de euros.

Un sillón en el consejo

Finsa no entró a valorar la operación, pero sí que calificó de "ilusionante" el proyecto conjunto con la empresa mexicana. Lo hizo el propio presidente, Domingo Aller, que figura en el comunicado remitido al regulador.

También se pronuncia en el mismo sentido Santiago García Valiño, el CEO, de la empresa gallega, que unos meses antes, en marzo, entró a formar parte del consejo de administración de Proteak.

¿Se acabaron las vacas flacas?

La entrada en el grupo mexicano se suma a las inversiones en la portuguesa Luso Finsa, para las que la maderera gallega había obtenido un préstamo de coinversión de la Compañía Española de Financiación del Desarrollo (Cofides) a cargo del Fondo para Inversiones en el Exterior (FIEX) por valor de 5 millones. Eso cubre solamente una parte.

En 2014, Finsa destinó a inversiones 27,2 millones. Está por ver si la creciente actividad en este terreno se debe a una mejora de los números de la maderera y del optimismo del grupo, que tuvo que ajustarse el cinturón durante la crisis. A la espera del informe anual completo, Finsa ha hecho público que alcanzó unas ventas de 779 millones de euros en 2014, lo que supone un ligero incremento sobre el ejercicio anterior.  

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad