Finsa resucita y gana 23 veces más que hace un año

stop

RESULTADOS

Jesús Vázquez, entonces Conselleiro de Cultura, y José Carballo, secretario general de Finsa

en A Coruña, 08 de agosto de 2015 (00:28 CET)

Finsa toca madera. Ha pasado una dura travesía durante la crisis económica, que la llevó a ejecutar un ajuste societario y de personal, presentando un ERE en los primeros años de la recesión, y cerrando algunas filiales y líneas productivas. La recuperación del pulso inversor en el último año y medio, como avanzó este medio, era síntoma de una clara recuperación en las magnitudes de la compañía. A nivel de grupo, que tiene como sociedad cabecera a Fincorporativa, la facturación aumentó hasta los 779 millones. Y a nivel de la primera maderera gallega, Finsa --que gestiona todavía una veintena de filiales-- los resultados se dispararon.

Financiera Maderera, con plantas en Rábade, Padrón y Ourense y sede central en Santiago, alcanzó una cifra de negocio de 537 millones en 2014, un 5% más que un año antes. Atribuye la compañía la mejoría a la recuperación del mercado ibérico y a un "ligero" aumento en el precio de venta de la madera. Algo a destacar, pues fueron varias las empresas del sector que expresaron su preocupación ante una posible caída de los precios por la irrupción de nuevos actores en el mercado, como pudiera ser el gigante austriaco del tablero, Kronospán.

La rentabilidad se dispara

Más destacado que el aumento en la cifra de negocio es el regreso de la compañía a la rentabilidad. Su resultado de explotación volvió a cifras positivas tras presentar un balance de 2,8 millones en negativo en 2013. Y volvió de manera contundente. A cierre del pasado ejercicio, superaba los 34 millones. El beneficio final, impulsado tanto por un resultado financiero positivo de 5,8 millones como por un mejor comportamiento de la mayoría de filiales de la compañía, ascendió a los 36,6 millones.

Un año antes, Finsa ganaba 2,1 millones. Es decir, en 2014 ganó 23 veces más que en 2013, un dato que invita a pensar en que lo peor ya ha pasado.

El mercado europeo, clave

La mayor parte del negocio se ha concentrado en España, donde las ventas alcanzaron los 314,7 millones, un 58% del total de la cifra de negocio. Sin embargo, el que más creció fue el mercado comunitario. A Europa exportó Finsa productos por valor de 166,6 millones, 23 millones más que el año anterior.

Es un espacio clave para la empresa, pues competir en terrenos tan exigentes la obliga a ser un referente de innovación en la industria del tablero gallega y estatal. El mercado extracomunitario le reportó 55,5 millones en ventas.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad