Filiales que ocultan la deuda real de Pescanova cuentan con Xesgalicia como accionista

stop

Las últimas cuentas de Frinova fueron firmadas por el director de inversiones de la sociedad pública del Igape, en calidad de consejero

Fábrica de Pescanova en Redondela | Pescanova

20 de marzo de 2013 (21:54 CET)

La crisis de Pescanova no sólo golpea a sus accionistas, con la cotización suspendida; a sus acreedores, organizándose para afrontar la renegociación de la deuda; y a trabajadores y proveedores en general. También afecta a la Xunta directamente, en calidad de socio de la multinacional presidida por Manuel Fernández de Sousa-Faro. Y es que Xesgalicia, a través de Sodiga, es accionista de una de las filiales que han servido al grupo con sede en Vigo para articular, supuestamente, un endeudamiento al margen del balance de la compañía, y que ahora los auditores de BDO se esmeran en hacer cuadrar. Se trata de Frinova, en la que Sodiga controla un 9,6%, y cuyos gestores han visto cómo 10 días antes el concurso Fernández de Sousa procedía a suprimir su consejo de administración, para pasar a contar con un administrador único, Pescanova.

Frinova es una de las, al menos, siete sociedades filiales cuya estructura se modificó semanas antes de la presentación del preconcurso, como adelantó Economía Digital, y cuyo consejo de administración fue eliminado, con el cese de sus consejeros, para contar a partir de ahora con un solo administrador. Y es también una de las sociedades que parecen servir a la multinacional para ocultar una deuda de cerca de 1.000 millones, que se suma al endeudamiento declarado por el grupo en el tercer trimestre de 2012, de algo más de 1.500 millones.

Silencio en Economía

Xesgalicia, sociedad gestora de entidades de capital riesgo, está participada en un 70% por la Xunta de Galicia y en su 30% restante por Ahorro Corporación, y controla Sodiga, hasta ahora con un puesto en con consejo de administración de Frinova. De hecho, el responsable de inversiones de Sodiga e Inesga, José Ramón Valladares, era hasta ahora el representante de la Administración gallega en el consejo de la filial de Pescanova.

Valladares firmó las cuentas de Frinova correspondientes a 2011, según figura en el Registro Mercantil. En ellas, la filial de Pescanova reconocía una deuda de 37 millones de euros. Consultados al respecto, desde la Consellería de Economía se limitan a asegurar que “son asuntos que se enmarcan dentro de un consejo de administración de una empresa privada”, sin ofrecer más detalles, ni la versión de la Xunta sobre la situación de esta filial de la que es accionista.

El pasivo corriente de Frinova suma 29,7 millones de euros, que se reparten entre 7,8 millones de deudas a corto plazo y 19,7 millones con acreedores comerciales. Esas cifras son los saldos de las cuentas firmadas por el representante de Xesgalicia, que también llevan la rúbrica de César Mata, un ejecutivo de Pescanova, y Pablo Fernández Andrade, hijo del presidente de la multinacional, que también presidía hasta ahora Frinova.

Y también subvenciones

Las cuentas de Frinova llevan la firma de los auditores de BDO, que no las debían tener todas consigo, ya que en su informe llaman la atención, “sin que afecte a nuestra opinión de auditoría”, sobre el hecho de que “la sociedad forma parte del grupo cuya sociedad dominante es Pescanova, con cuyas sociedades efectúa transacciones comerciales y financieras y mantiene saldos de significación”. Nada más.

La Xunta no sólo es accionista de Frinova. También financiador vía subvenciones. Así figura en las cuentas. Las ayudas otorgadas por el Gobierno gallego, que las últimas cuentas atribuyen a los años 2010 y 2011, fueron concedidas “por la Consellería de Pesca e Asuntos Marítimos (sic) bajo los diferentes programas operativos IFOP, para inversiones en diversas líneas de fabricación”, recogen el informe de gestión. En concreto, el saldo de esas subvenciones de capital a enero de 2011 sumaba 4,2 millones de euros, mientras que al cierre del año se situaba en 3,4 millones. La Sociedad, señala el informe, está cumpliendo todas y cada una de las condiciones de las subvenciones concedidas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad