Fernández de Sousa se da un homenaje: cobra cuatro veces más de PharmaMar que hace dos años

stop

El presidente de la farmacéutica ha pasado de una retribución de 711.000 euros en 2013 a los 2,4 millones del año pasado

José María Fernández de Sousa, presidente de PharmaMar

en A Coruña, 03 de marzo de 2016 (05:14 CET)

Tiempos felices para José María Fernández de Sousa, que ha llevado a la antigua Zeltia a su récord histórico de facturación --194 millones en 2015-- agarrado al éxito del antitumoral Yondelis y su entrada en el mercado norteamericano, piedra angular de unas ganancias de 6,6 millones a cierre de ejercicio.

Los logros son doblemente satisfactorios para el hermano del ex presidente de Pescanova, Manuel Fernández de Sousa, pues ha visto como a medida que crecía su empresa también lo hacían sus ingresos. La rebautizada PharmaMar destinó a retribuir a su presidente 2,47 millones en 2015, cuatro veces más de lo que había abonado al primer espada de la farmacéutica hace sólo dos años.

En 2013, Fernández de Sousa recibió 711.000 euros, mientras que en 2014 la cifra ascendió a 1,32 millones.

Presidente y primer ejecutivo

Los 2,47 millones del último curso proceden de sueldos en las sociedades del grupo --hasta 562.000 euros-- una retribución fija de 62.000 euros, a la que hay que añadir otra variable de 354.000 euros. Al pago de dietas para el presidente se destinaron 23.000 euros mientras que la remuneración devengada por pertenencia a comisiones del consejo fue de 50.000 euros.

El informe de remuneraciones que remite PharmaMar a la CNMV incluye además 1,12 millones percibidos por el presidente de la compañía por "otros conceptos".

José María Fernández de Sousa firmó con PharmaMar un contrato de servicios ejecutivos que fue aprobado por el consejo de administración en febrero del año pasado y en el que se detallan sus retribuciones como primer ejecutivo y que incluye todos los conceptos señalados, además de las indemnizaciones en caso de cese.

Los sueldos de las cotizadas

Fernández de Sousa es el máximo accionista del grupo – controla un 6,42% del capital y su mujer, Montserrat Andrade Detrell, tiene otro 4,66%--, preside Genómica y Sylentis, y representa a PharmaMar en Zelnova, todas ellas filiales de la compañía.

Una parte de sus retribuciones procede de la asistencia a comisiones y juntas en todas las empresas del grupo, a las que se sumaron nuevos ingresos por las funciones ejecutivas asumidas.

Los millonarios salarios no son extraños en las cotizadas gallegas. Jacinto Rey cobró de San José 1,5 millones en 2015; mientras que Pablo Isla firmó una retribución de 7,9 millones en el último informe presentado por Inditex, correspondiente al ejercicio de 2014.

Hemeroteca

PharmaMar
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad