EncePontevedra

Ence cierra marzo en rojo, pero dispara las ventas de celulosa

Ence registra pérdidas de 11,8 millones en el primer trimestre del año lastrada por la caída de los precios de la celulosa

Ence Energía y Celulosa, el grupo dueño de la pastera de Pontevedra, cerró el primer trimestre del año con unas pérdidas netas de 11,8 millones de euros, frente a los beneficios de 17,3 millones de euros que registró en el mismo periodo del año pasado. La compañía tiene claro que el resultado se debe, fundamentalmente, a la caída de los precios de la celulosa, los más bajos de la última década. Así lo indican en el informe financiero remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), documento en el que también se refleja que, a pesar del retroceso en los beneficios, la producción de celulosa ha crecido un 9% hasta marzo

“En general, el mercado de la celulosa ha mantenido su funcionamiento en el trimestre, a pesar de la propagación internacional del Covid-19 y de las medidas de contención tomadas por los distintos países. La demanda global de celulosa aumentó un 7% interanual durante dos primeros meses del año, equivalente a 0,6 millones de toneladas. El mayor consumo final de papel tisú y productos higiénicos compensó el incipiente descenso en el consumo de papeles para impresión y escritura”, apunta la compañía. 

Las ventas crecen en el mercado nacional 

En este contexto, del mismo modo que Ence aumentó su producción de celulosa un 9% en las fábricas de Pontevedra y de Navia, en Asturias, las ventas también mejoraron un 25% en los tres primeros meses del año hasta los 273,2 millones. El 96% se destinaron al mercado nacional y europeo (82% en 2019) y un 53% al segmento de papel tisú para productos higiénicos básicos de consumo. 

No obstante, y de nuevo debido a la caída del precio de la celulosa, la cifra de negocio del grupo se situó en los 183,5 millones de euros en el periodo de enero a marzo, con una caída del 6,2% frente al mismo periodo del año pasado. El resultado bruto de explotación (Ebitda) del grupo se situó a cierre de marzo en los 16,8 millones de euros, un 67,7% menos que en el primer trimestre de 2019.

Caída de precios de un 30%

El Ebitda del negocio de la celulosa se situó en 5,4 millones de euros en el primer trimestre del año, frente a las pérdidas de 9,8 millones registradas en el último trimestre del año pasado. Sin embargo, el resultado de explotación de este segmento es un 86% más bajo al conseguido en el primer trimestre del año pasado, “como consecuencia de la caída del 31% en el precio medio de venta”. 

Mientras, el Ebitda del negocio de energía alcanzó los 11,3 millones de euros, lo que representa un incremento del 10% respecto al trimestre anterior y una reducción del 14% respecto al mismo periodo de 2019. Según destaca la compañía, "las nuevas plantas de biomasa agrícola y forestal de 46 MW en Huelva y de 50 MW en Ciudad Real se incorporaron el 31 de enero y el 31 de marzo de 2020, respectivamente. Estas dos nuevas factorías suponen un aumento del 44% en la capacidad de generación de energía renovable, que será notable a partir del segundo trimestre".

Impacto del Covid-19

En lo que se refiere a la crisis sanitaria por el coronavirus, el grupo "aplicó desde finales de febrero protocolos internos para prevenir y minimizar los riesgos de la propagación" para las personas y operaciones que le han permitido operar con normalidad durante el trimestre y "mantener íntegramente el empleo".

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad