El sector inmobiliario espera recuperarse en 2015

stop

VIVIENDA

11 de agosto de 2013 (14:29 CET)

El director general de Negocio de Aguirre Newman, Ángel Serrano, cree que el precio de la vivienda debe descender en España entre un 20% y un 25% adicional para ajustarse a la capacidad de compra de la demanda. La plena estabilidad, en su opinión, no llegará hasta 2015.

El principal problema para equiparar oferta y demanda es el "shock salarial" que están sufriendo los trabajadores.

Incremento de sueldos o precios más bajos

En una entrevista a Europa Press, Serrano explica que equilibrio entre precio de oferta y poder adquisitivo de la demanda se encuentra en un esfuerzo de 4 y 4,5 veces el salario bruto para la adquisición de una vivienda, una proporción que actualmente se sitúa en 5,7 veces.

En este sentido, el ajuste pasa o por una caída de los precios de más del 20% o por una incremento de los sueldos, algo que no se divisa en el actual contexto de moderación salarial.

Horizonte 2015


Además, Serrano recuerda que el mercado, no sólo tiene que "amortiguar" la debilidad de la demanda, que sigue acarreando la falta de empleo o la escasez de crédito, entre otros factores, sino también la desaparición en enero de 2013 de la deducción por compra de vivienda habitual y la subida del IVA del 4% al 10% en la vivienda nueva. "Todo o parte del recorrido a la baja de los precios durante la crisis ha quedado absorbido por el fin de estas ventajas", añade.

Preguntado por cuánto tiempo pasará antes de ver esa confluencia entre precios de oferta y poder adquisitivo de la demanda, Serrano apunta que no menos de 18 meses, es decir, hasta 2015, y señala que ir más allá es "un ejercicio de malabarismo".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad