Amancio Ortega, fundador de Inditex y presidente de la Fundación Amancio Ortega

El plan de Enagás: pagará 109 millones a Amancio Ortega en cinco años

La firma abonará casi 22 millones de euros al año en dividendos a Amancio Ortega, aunque abre la puerta a hacerlo mediante pago en acciones y no en efectivo

A falta de Inditex, Enagás. Mientras la compañía textil con sede en Arteixo ha decidido posponer cualquier decisión sobre el pago de dividendos hasta el consejo de administración previo a la Junta General de Accionistas que tendrá lugar el próximo mes de julio ante la crisis por el Covid-19, su fundador, Amancio Ortega, sí tiene blindada su retribución de otra empresa del Ibex 35 en la que figura como máximo accionista.

Y es que el empresario coruñés irrumpìó en el capital de Enagás el pasado mes de diciembre al hacerse con una participación del 5% (idéntica a la que controla la Sociedad Española de Participaciones Industriales) y será el principal beneficiario de los dividendos que Enagás tiene previsto repartir en los cinco próximos años.

Calendario definido hasta 2026

Serán un total de 109 millones de euros los que reciba el fundador de Inditex entre 2020 y 2024, independientemente del nivel de beneficios que coseche la gasista a lo largo del lustro. Así lo estipula la compañía en su hoja de ruta, que prevé estirar el dividendo en un 5% este año, hasta los 1,60 euros por acción para elevarlos un 1% anual y, posteriormente, establecerlo en 1,74 euros en el periodo 2023-26.

De esta forma, Amancio Ortega percibirá a través de Pontegadea, su brazo inversor, unos 22 millones de euros anuales procedentes de Enagás, una cifra que, no obstante se queda lejos de la que cosechaba de Inditex (de la que controla un 59,3% de su capital) antes de la crisis del Covid-19 (1.626 millones de euros solo a lo largo de 2019 con cargo a los resultados de 2018.

¿Dividendo en especie?

Los dividendos de Enagás podrían, eso sí, ser diferentes a los de Inditex. Y es que mientras que el gigante con sede en Arteixo opta por abonar en efectivo estos pagos a sus accionistas, Enagás, por el contrario, ha abierto la puerta a que estos sean realizados “en especie”. Es decir, con acciones del propio grupo (scrip dividend), que diluyen a todos aquellos que ya estaban presentes en el capital de la compañía.

La gasista llevará a su junta de accionistas del próximo 30 de junio la modificación de sus estatutos sociales para prever expresamente la posibilidad de distribuir dividendos en especie, según consta en el orden del día de la junta que fue publicada el jueves. Enagás propone incluir un artículo que establezca que el dividendo y las cantidades a cuenta podrán ser satisfechos total o parcialmente en especie, siempre que los bienes o valores objeto de distribución sean homogéneos, estén admitidos a cotización o quede debidamente garantizada por la Sociedad la obtención de liquidez en el plazo máximo de un año; y no se distribuyan por un valor inferior al que tienen en su balance.

Un artículo de Javier G. Casco

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad