El juez decreta la liquidación de Superco

stop

El titular del Juzgado número dos de lo Mercantil de A Coruña suspende las facultades del consejo y declara la disolución de la sociedad

Centro comercial Cuatro Caminos en A Coruña

26 de julio de 2013 (22:47 CET)

Superco ya es parte de la historia empresarial de Galicia. El titular del Juzgado número dos de lo Mercantil de A Coruña, Rafael García Pérez, ha dictado una resolución por la que abre la fase de liquidación del proceso concursal de la compañía promotora de centros comerciales. A la vez, ha procedido a declarar la disolución de la sociedad y decretar el cese del órgano de administración, sustituido ya por un administrador concursal. La crisis de Superco no dejaría de ser la crónica de una caída más de una compañía arrastrada por la crisis si no fuera porque está participada por grandes empresarios gallegos, entre ellos Roberto Tojeiro, José Souto, Miguel Ángel Sanmartin y Javier Cañas, entre otros.

La resolución del juez de lo Mercantil incluye el cese del presidente, consejeros y secretario de Superco, así como de su consejero delegado, puestos que recaen en las sociedades patrimoniales del grupo de accionistas: Samarro 298 SL y Ficase SL. También se dicta el cese como consejeros individuales de Beatriz Ares Castro y Roberto José Tojeiro Rodríguez, hijo del fundador de Gadisa, ya fallecido, y actual presidente del primer grupo de distribución de Galicia.

El auto de apertura de la fase de liquidación de Superco pone fin a una crisis larvada desde 2010, cuando la compañía presentó un preconcurso de acreedores que luego puedo levantar. Sin embargo, en marzo de este año comunicó al juzgado su situación de insolvencia y procedió a presentar concurso de acreedores de forma voluntaria.

Sareb, gran acreedor


La sociedad promotora de centros comerciales presentó un pasivo de 105 millones de euros este año. Su mayor acreedor, paradójicamente, es la Sociedad de Gestión de Activos Inmobiliarios procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), que aglutina los activos dañados de las entidades financieras. La Sareb concentra cerca de 95 millones de euros de la deuda total de Superco. El resto se reparten entre NCG (5 millones), Popular (2 millones) y Santander, con tres millones de euros. La compañía tiene entre sus accionistas al diseñador Javier Cañas, al grupo Tojeiro, Eurogalaica (José Souto y Miguel Ángel San Martín) y a los hermanos Sousa, entre otros.

Superco, como promotor, solo tiene en sus manos un gran proyecto de un centro comercial en Aranjuez (Madrid), con nada menos que unos 175.000 metros cuadrados de superficie, y varios locales en alquiler que posee en Lalín. Las tiendas de los centros comerciales de PonteVella (Ourense), Cuatro Caminos (A Coruña), Camelias (Vigo) y Pontiñas (Lalín), todos promovidos en su día por Superco, no son propiedad de la compañía, sino de comerciantes que explotan los establecimientos. La filial Superco Gestión, de momento, parece quedar al margen de la crisis de su matriz.

El gran proyecto de Superco, el que generó los grandes problemas para la compañía, forma parte de un complejo levantado en Aranjuez (Madrid) y compuesto por un casino propiedad de José Collazo y una promoción inmobiliaria que impulsó Fadesa en la época de Manuel Jove.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad