Hotel Blue Coruña, propiedad de Abeirar 2005

El imperio en la sombra del dueño de Arias Infraestructuras

stop

Ildefonso Rodríguez Iglesias, que ha vendido Arias, controla el holding Abeirar 2005, con unos ingresos de 116 millones y muy endeudado

A Coruña, 04 de julio de 2018 (04:55 CET)

Siempre en la sombra. Un socio y administrador único para todo un emporio empresarial que ha visto su explosión en algo más de quince años. Fundado en 2002, el holding que controla y dirige Ildefonso Rodríguez Iglesias pivota sobre Abreirar 2005, conglomerado del que depende más de una treintena de empresas. De Abreirar cuelga también el 75% del capital de Arias Infraestructuras, histórica del sector que Rodríguez Iglesias acaba de vender a dos ex directivos de Isolux. El grupo del empresario, con sede en A Coruña, declara unas ventas de 116,4 millones de euros.

Construcción, ingeniería, fabricación de tuberías, hoteles, explotación de superficies comerciales, instalaciones de climatización... Abreirar 2005 es un discreto holding que ha disparado su negocio en los últimos años, al igual que Arias Infraestructuras, apoyada en este caso por grandes contratos de obra pública. En 2016, último ejercicio con cuentas presentadas en el Registro Mercantil, el grupo de Idelfonso Rodríguez Iglesias había incrementado sus ventas un 39,5%, en total unos 32,9 millones más sobre 2015.

Proveedor de Inditex

El negocio de la construcción y el de mantenimiento e instalaciones, a partes iguales, representan el grueso del negocio. Abreirar 2005 logró un beneficio consolidado en 2016 de algo más de 4 millones de euros, frente a los 1,2 millones de 2015. El beneficio de explotación, sin contar gastos financieros y amortizaciones, superó los seis millones de euros. El grupo es uno de los grandes  proveedores de Inditex.

¿Y sobre qué construye Ildefonso Rodríguez Iglesias, que declara un 100% del capital de Aberirar, su grupo empresarial? Pues, además de Arias Infraestructuras, sobre firmas como Orzán Asesores (prestación de servicios), Rola 55 y Tubasys (equipos de climatización), Nordentia (dirección técnica de obras), Balmonel (instalaciones industriales), Bigmall Ibérica (alquiler de naves industriales) y Aiaz Inversiones (inmobiliaria), entre otras. Y así hasta superar la treintena de filiales.

La elevada deuda y la venta de Nordés

El grupo declara una deuda bancaria abultada. En 2016 tenía una deuda a corto plazo con entidades de crédito de unos 23,9 millones de euros, frente a los 15,7 millones del ejercicio precedente. A largo plazo, el endeudamiento bancario de Abreirar se situaba en 2016 en los 7,2 millones. Un año antes eran 10,5 millones los que debía a largo plazo a los bancos. En total, la deuda bancaria del grupo de Rodríguez Iglesias supera los 31 millones de euros.

El gran salto del grupo fue la venta de Nordés, propiedad de Rodríguez Iglesias, a Prosegur. Se trataba de una empresa de seguridad que, entre otros clientes, tenía a Inditex. Sucedió en 2006, y el precio pactado que en ese momento transcendió se situaba en 51 millones de euros. Luego vendría la compra de Arias a la familia fundadora, otro salto en la silenciosa trayectoria de Rodríguez Iglesias.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad