El experto García Paramés participa en Patrimonia. Fuente: EFE

El ‘hundimiento’ de Paramés, el Warren Buffett gallego

El inversor ferrolano Francisco García Paramés se pierde el 'boom' de los mercados en 2020 y sufre pérdidas con todos los fondos de Cobas, su gestora

Francisco García Paramés sigue sin enderezar el rumbo con sus fondos. El inversor nacido en Ferrol, conocido popularmente como el Warren Buffett español, por las rentabilidades récord que logró al frente de Bestinver, ve cómo los ocho productos financieros de su gestora, Cobas Asset Management (en un guiño a la playa del norte de Ferrol), se han teñido de rojo en el arranque de año.

Los fondos de García Paramés vuelven a cosechar abultadas pérdidas en un 2020 en el que no han logrado aprovecharse del rebote que viven las bolsas de medio mundo pese a la crisis por el coronavirus. De hecho, el Ibex 35 acumula una subida del 4,3% en lo que va de año, mientras que Cobas Iberia, el fondo del inversor ferrolano que apuesta únicamente por valores españoles y portugueses, pierde un 4,5%. Mayores aún son los números rojos de Cobas Internacional, que ya se deja un 9,4% en el año, mientras que el MSCI World el índice que hace de termómetro de las bolsas mundiales, se apunta una subida del 3,1% en el mismo periodo.

Esta diferencia de resultados ha despertado las críticas de la industria financiera, que pasa contra el inversor español de moda en lo que va de siglo. Un ejemplo de ello es el vídeo de creación anónima que circula por las redes sociales y en el que se parodia una escena de la película El Hundimiento. En ella se recrear a Paramés pidiendo explicaciones a su equipo por algunas de las apuestas que peores resultados han dado (Renault, Aryzta o Teekay) y siendo objeto de un dardo envenenado.  “Tranquila, él nunca baja las comisiones”, asegura una de las personas de su equipo allí presentes, en referencia a la comisión de gestión fija del 1,75% que cobra por fondos como el Cobas Iberia o el Cobas Selección.

Las apuestas fallidas

El regreso de Francisco García Paramés a la industria a través de Cobas se produjo en 2017 y entre medio de gran expectación después de permanecer tres años alejado del sector tras su controvertida salida de Bestinver. En Cobas aplica sus principios de inversión value (prefiere entrar a largo plazo en empresas ya consolidadas, con buena situación financiera y que se encuentren infravaloradas en el mercado antes que en firmas que se encuentran todavía en expansión o que cargan con abultados pasivos). Pero, a diferencia de lo ocurrido durante la burbuja financiera, Paramés sí ha decidido apostar por bancos como Unicaja, Bankia o CaixaBank en su regreso a la industria, en el que también ha poblado su cartera de inversiones con acciones de empresas que han sufrido importantes varapalos.

Una de ellas es la propia Atalaya Mining, promotora de la mina de Touro junto a Cobre San Rafael. Cobas redobló su apuesta por la compañía capitaneada por el gallego Alberto Lavandeira el pasado mes de diciembre, cuando elevó su participación hasta el 5,07% (6,96 millones de acciones). Sus acciones ceden un 4,4% desde el arranque de año después de que la Xunta de Galicia decidiese tumbar el proyecto de reapertura de la mina por cuestiones medioambientales.

García Paramés también ha sufrido el desplome de otras apuestas estrella como DIA (que ha sufrido abltadas caídas en bolsa que le han privado de seguir en el Ibex 35) o Renault. García Paramés ha vivido en primera persona el desplome del 42,4% que ha sufrido la compañía desde la detención de su expresidente, Carlos Ghosn, en un periodo marcado también por el profit warning lanzado el pasado otoño y por cerrar con sus primeros números rojos desde 2009. Mayor es la caída sufrida por Aryzta, su principal posición en cartera. El fabricante suizo de panecillos para McDonald’s vale ocho veces menos que hace dos años tras la sucesión de profit warning y una ampliación de capital que ha diluido a sus accionistas, entre ellos, García Paramés.

El refugio gallego de Paramés

Pese a haberse marchado de Ferrol a Madrid siendo un adolescente (su padre, ingeniero naval en la actual Navantia, fue nombrado subdirector de Industrias Navales, en el Ministerio de Industria), García Paramés sigue teniendo a Ferrolterra muy presente. El inversor español de más renombre acude a la comarca de la que es originaria su madre todos los años y, además, no duda en hacer homenajes a su tierra en sus proyectos empresariales

Y es que el nombre de Cobas hace mención a la parroquia del norte de Ferrol que alberga las playas de San Xurxo, Esmelle y O Vilar. “Tiene un halo que te atrae, un lugar muy bonito, fácil de pronunciar en inglés y en español”, revelaba Paramés en una entrevista nada más lanzar su gestora de fondos, Cobas Asset Management, controlada por Santa Comba Gestión, con la que hace un guiño a la ermita y a la playa que se encuentran a medio camino entre Ferrol y Valdoviño. A estas sociedades con acento gallego se une Esmelle Inversiones, a través de la cual Paramés canaliza sus inversiones inmobiliarias.

Un artículo de Javier G. Casco

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad