El Grupo VIPS se encomienda a las franquicias para escapar de los números rojos

stop

CADENA DE RESTAURACIÓN

Uno de los establecimientos del Grupo VIPS.

en Barcelona, 27 de junio de 2015 (20:48 CET)

Tras varios ejercicios con pérdidas, solventadas a veces con la venta de activos, el Grupo VIPS (que integra VIPS, VIPs Smart, Ginos, The Wok, TGI Friday's, H3 y Starbucks) cree tener la receta para abandonar los números rojos. Para el 2015 y 2016, la compañía de la familia Arango apuesta por "la línea de franquicias como pilar de crecimiento en el futuro", explica Enrique Francia, consejero delegado del Grupo.

La firma cuenta actualmente con alrededor de 35 franquicias entre las marcas VIPS, VIPs Smart y Ginos. "El objetivo es abrir 200 en los próximos cincos años y que sean el 45% de nuestra flota de establecimientos", ilustra. Las inauguraciones se realizarán fuera de los núcleos donde el Grupo ya tiene mucha presencia como son Madrid, Sevilla, Valencia y Málaga. Serán independientes, eso sí, de los cambios políticos que viven las principales ciudades del país.

En su apuesta por la restauración popular, Francia no descarta el cierre de alguno de los cuatro locales de alto standing (Iroco, Lucca, Tattaglia y Rugantino) que le quedan. "Eso sí, esta rama no desaparecerá de nuestra oferta", puntualiza. Tampoco se incorporarán nuevas marcas, al menos en los próximos cuatro o cinco años.

Problemas de rentabilidad

Con inversiones menos arriesgadas que los restaurantes propios, la apuesta por la 'externalización' viene acompañada de una reforma en la mayoría de los establecimientos actuales. "Con la crisis económica nos dimos cuenta que habíamos perdido atractivo", lamenta Francia. Cadenas como Foster's Hollywood, La Tagliattella o 100 Montaditos han surgido con fuerza.

El directivo reconoce problemas de rentabilidad en algunos establecimientos. Desde el inicio de la crisis se han cerrado 100 unidades, la mayoría entre 2009, 2010 y 2011. "Siempre habrá cierres", apunta, de cara al futuro, pero el recorte drástico ya se ha efectuado.

Razones de las pérdidas

En los años de regresión, el sector de la restauración cayó un 25%. "Desde el segundo semestre de 2007 no crecía". El punto de inflexión parece ser el primer período de 2015. Durante estos años, VIPS ha aprovechado para realizar una fuerte remodelación, con la adquisición de nuevas marcas y un intenso plan de formación a sus empleados.

Los números rojos del último ejercicio, en cambio, tienen causas a nivel particular. La reforma fiscal modificó el Impuesto de Sociedades. "Teníamos registrados créditos fiscales al 30%, al cambiar el tipo al 25% se ha depreciado y hemos tenido un coste fiscal", ilustra Francia.

La situación de Starbucks

Rodeado siempre por el murmullo de duda, Starbucks aumentó un 4% las ventas el año pasado. Si bien todavía es una pata complementaria de VIPS y que se han provisionado algunos cierres, "Starbucks va excelentemente bien", se felicita el directivo.

La venta del 49% a la matriz estadounidense fue una decisión "puramente defensiva" durante los años más duros de la crisis. "Para el futuro nos planteamos recomprarla", se le escapa a Francia, que rápidamente matiza la frase.

Futuro a largo plazo a parte, la compañía se centra en promocionar la app 'Club VIPS'. Una de las joyas de la corona del Grupo, que permite realizar pedidos y pagarlos directamente desde el smartphone.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad