El exconsejero delegado de Factoría Naval de Marín, condenado a dos años de cárcel por emitir facturas falsas

stop

Ramiro Comesaña Vázquez, para quien el fiscal solicitaba seis años de prisión, admite los delitos de apropiación indebida y falsedad documental 

Factoría Naval de Marín

en A Coruña, 03 de mayo de 2016 (19:15 CET)

Otro ejecutivo que se queda a las puertas de entrar en prisión. Ramiro Pablo Comesaña Vázquez, exconsejero delegado de Factoría Naval de Marín, acusado de un delito continuado de apropiación indebida y otro de falsedad documental mercantil, ha aceptado este martes 1 año y 9 meses de prisión, además de multa, por el primer delito, y 3 meses de prisión y multa por el segundo. El caso se ha resuelto este martes en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Pontevedra mediante un acuerdo de conformidad alcanzado entre las partes. En concepto de responsabilidad civil, el acusado indemnizará con 100.000 euros a la empresa y 8.000 serán para la Agencia Tributaria.  

El antiguo consejero delegado de la desaparecida Factoría Naval de Marín ha reconocido en la Audiencia de Pontevedra que, entre los años 2008 y 2009, cometió un delito de apropiación indebida y otro de falsedad en documento mercantil al quedarse con 108.000 euros de la empresa en beneficio propio.

La confesión de Comesaña   

Concretamente, Comesaña Vázquez confesó haber emitido facturas falsas por la venta de un yate, valoradas en 58.000 euros, así como haberse apropiado posteriormente de 50.000 euros. 

Antes de llegar al acuerdo, el fiscal solicitaba para el empresario seis años de prisión, además de multa. Tanto el fiscal como la defensa se han mostrado partidarios de que el acusado se libre de entrar en prisión, pues carece de antecedentes penales, los hechos ocurrieron hace más de siete años y la pena no supera los dos años de prisión.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad