El ex director del Puerto de Melilla se estrena como empresario en Langosteira

stop

José Luis Almazán está al frente de Deep Water Oil Transhipment Hub, que nace para levantar una terminal de graneles líquidos en el puerto exterior de A Coruña

José Luis Almazán

en A Coruña, 01 de marzo de 2017 (07:00 CET)

De alto cargo en el Ministerio de Fomento a ejecutivo de empresas gestoras de terminales portuarias. José Luis Almazán, exdirector de la Autoridad Portuaria de Melilla, está al frente de un proyecto de reciente creación, denominado Deep Water Oil Transhipment Hub, que ha presentado a la Autoridad Portuaria de A Coruña una solicitud para construir una terminal de graneles líquidos en el puerto exterior de Punta Langosteira.  

Deep Water Oil Transhipment Hub, liderada por Almazán y un socio, fue constituida en Madrid este mismo año, con un capital social de 30.000 euros, según consta en el Registro Mercantil. La firma ha presentado una solicitud para construir y explotar en Punta Langosteira una terminal de almacenamiento, mezcla, transformación, carga y descarga de graneles líquidos. La concesión ocuparía 45.094 metros cuadrados de superficie terrestre y otros 2.899 metros cuadrados correspondientes a las conducciones de graneles líquidos.  

Un joven ingeniero

Almazán es un joven ingeniero de familia portuaria, y fue director de la Autoridad Portuaria de Melilla durante nueve años, entre 2004 y 2012. Tras su salida de ente público, se vinculó a la compañía Grupo Marítimo TCB, un operador portuario con presencia internacional.  

TCB fue adquirido el año pasado por la compañía holandesa APM Terminals,  que completó la adquisición de la firma por  911 millones de euros. La operación incluía las terminales de Grupo TCB de Barcelona, Valencia, Castellón, Gijón y Yucatán (México), entre otros puntos.

Proyecto

Almazán también es vicepresidente de la Plataforma de Inversores Portuarios, un organismo al que se incorporó en 2014.  El trámite de competencia del proyecto que lidera en Langosteira el expresidente del puerto de Melilla, según recoge el anuncio de la Autoridad Portuaria de A Coruña, se mantiene durante un mes, al objeto de que puedan presentarse otras solicitudes con una finalidad similar. Si no se diera esta circunstancia, continuaría la tramitación con la exposición pública del proyecto liderado por Almazán, como paso previo al otorgamiento de la concesión y el inicio de las obras de la terminal.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad