El colectivo de ninis crece sin control

stop

Uno de cada seis jóvenes españoles ni estudia ni trabaja mientras que antes de la crisis apenas suponía uno de cada diez

La mitad de los jóvenes españoles menores de 25 años no puede trabajar I EFE

10 de julio de 2014 (12:52 CET)

El colectivo de jóvenes que ni estudian ni trabajan crece sin control. Los ninis han pasado de ser una figura excepcional a un problema crónico agudizado por la crisis en España, el segundo país de la Unión Europea con la mayor tasa de paro juvenil (54%).

En España hay 697.073 menores de 25 años que ni estudian ni trabajan, lo que supone el 17,2% del total. La cifra ha aumentado considerablemente en los últimos ocho ejercicios, ya que al inicio de la crisis apenas representaban uno de cada diez jóvenes y ahora son uno de cada seis.

Por norma general, estos jóvenes se concentran en regiones donde la tasa de paro está por encima de la media nacional o donde el abandono escolar es de los más elevados. Baleares, Andalucía, Comunitat Valenciana y Castilla y León son las regiones con el mayor número de ninis.

El 21% ni busca empleo

De estas casi 700.000 personas, el 79% son parados que no están cursando ningún tipo de formación pero buscan activamente una oportunidad laboral. En cambio, el 21% de los ninis reconoce en un informe conjunto de Asempleo y Analistas Financieros Internacionales (AFI) que no hace absolutamente nada. ¿Y a qué dedican su tiempo libre los ninis? Pues el estudio observa que dos de cada tres desempeña tareas del hogar.

Los autores del documento sostienen que su situación de inactividad “no se debe, por ejemplo, a una incapacidad permanente sobrevenida o a la realización de tareas de voluntariado, sino más bien a su desánimo generalizado o al escaso éxito en el mercado laboral”.

La tarifa joven del Gobierno

El Gobierno ha puesto el primer cortafuegos. El Ejecutivo central aprobó el pasado viernes una medida que busca incentivar la contratación de estos jóvenes para incorporarlos cuanto antes al mercado laboral.

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, anunció una tarifa joven. Se trata de una bonificación en las cotizaciones empresariales a la Seguridad Social de 300 euros mensuales durante un máximo de medio año. Es decir, de 1.800 euros en total.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad