La central térmica de Meirama, en el concello de Cerceda, propiedad de Gas Natural Fenosa

El cierre de Meirama obliga a Naturgy a un "plan de transición justo"

El Gobierno anuncia que será firme para que las eléctricas presenten planes de transición donde clausuren centrales por su impacto social

Es cuestión de tiempo. Y también de preparar el terreno por el impacto que tendrá. El secretario de Estado de Energía, José Domínguez Abascal, que fue quien hace unos meses puso fecha al cierre de centrales térmicas, incluida la de Meirama (Naturgy), antes de 2020, ha mostrado el compromiso del Gobierno para ser firme frente a las eléctricas con el fin de que acompañen sus peticiones de cierres de centrales de carbón de unos planes "de transición justa" para la comarcas que albergan estas plantas.

Tras la reunión mantenida este miércoles en la que también participaron la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera; el secretario de Estado de Medio Ambiente, Hugo Morán, y los presidentes autonómicos de Castilla y León, Juan Vicente Herrera; Aragón, Javier Lambán, y Asturias, Javier Fernández, para tratar de la transición justa en las zonas afectadas por el cierre de centrales y de minas de carbón, Domínguez señaló que "no le gusta hablar de presionar" a las compañías, aunque subrayó que se les solicitará "firmemente unos planes de transición justa que permitan tener un futuro para los lugares donde tienen esas plantas".

El contraste de As Pontes y Meirama

El secretario de Estado de Energía recordó que estas compañías, por la naturaleza de su negocio, "tienen vocación" de operar en el sistema eléctrico español y no abandonar el país, por lo que consideró que deben "hacer transformaciones en su interior para adaptarse a la situación". "Con las compañías, lo que estamos haciendo es trabajar de una manera firme y decidida en la generación de nuevas oportunidades donde tienen plantas que en este momento no pueden seguir funcionando", añadió al respecto.

No obstante, advirtió de que es necesario no "engañarse", ya que la transición energética es algo que debe hacerse y que viene marcada por las directrices europeas, por lo que subrayó que el Ministerio para la Transición Ecológica está "mucho más interesado en el futuro" que ofrecen las nuevas inversiones y oportunidades para los territorios que en permanecer "en la no modificación de algo que debemos modificar". "Nos obliga la Unión Europea", añadió.

"No es el ministerio quien pone limitaciones o diga que se tienen que cerrar. Va a haber centrales más allá de 2020", aseguró el secretario de Estado de Energía. Aludía indirectamente el secretario de Estado a la prolongación de la vida útil de As Pontes (Endesa) tras las adaptaciones e inversiones acometidas. No es el caso de Meirama. Naturgy solo espera el mejor momento para anunciar un cierra cantado, al no haber realizado inversiones en los últimos años.

Un artículo de Economía Digital Galicia

Enviaremos un mensaje al correo indicado con el enlace que deberás clicar para completar el alta. No recibirás ningún boletín hasta entonces. Política de privacidad