El año de Copasa culmina con el éxito de su segunda emisión de bonos

stop

El 40% de la operación, que garantiza financiación para la constructora por 30 millones, ha sido colocada entre inversores internacionales

José Luis Suárez, presidente de Copasa, habla con el conselleiro Agustín Hernández en una obra en Ouresense

A Coruña, 22 de diciembre de 2014 (01:05 CET)

La constructora ourensana Copasa indicó este domingo que ha culminado con "éxito" se segunda emisión de bonos a largo plazo en el Mercado Alternativo de Renta Fija (MARF). En esta ocasión el importe colocado es de 30 millones de euros, con un plazo de vencimiento a seis años. El importe de la primera emisión ascendía a 50 millones.

El tipo de interés nominal será liferamente inferior al de la emisión anterior, y rondará el 7%.
De este modo Copasa consigue cerrar el año con sus finanzas apuntaladas. Hace un año que la compañía de José Luis Suárez se convirtió en la primera en estrenarse en el MARF, un mercado de deuda para medianas empresas con el que el Gobierno pretendía ofrecer una alternativa de financiación al tejido productivo español. Para llegar a poder emitir bonos, la constructora ourensana tuvo que ser calificada por una agencia de rating. Axesor le concedió una nota de BB con perspectiva positiva, una calificación que mantiene un año después.

Copasa es atractiva, precisamente por su fuerte presencia en mercados exteriores. Los negocios internacionales (Brasil o Arabia Saudí entre otros) superan ya casi a los negocios que mantiene en España. Entre ellos, en Galicia destaca la construcción de la Autovía da Costa da Morte, en una UTE con otras empresas gallegas del ramo.

Los inversores internacionales miran a Copasa

La buena salud de la cartera exterior de Copasa la hace deseable. El 40% de la operación ha sido colocada entre inversores internacionales, fondos y family office. Se ha hecho mediante la participación de la firma KNG Securities LLP. Esta, que tiene sede en Londres, está especializada en renta fija independiente, bonos convertibles y mercados de deuda.

Pero además de KNG, han participado como colocadores otras cinco entidades: Banco Popular, Bankinter, Finantia, Intermoney y Ahorro Corporación.

Copasa asegura que esta segunda emisión de bonos, con la que cierra el 2014, se ha completado con una "excelente acogida tanto de inversores nacionales como internacionales".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad