Josu Jon Imaz y Antoni Brufau, consejero delegado y presidente de Repsol respectivamente. EFE/Sergio Barrenechea

EDP (y otros oportunistas) se lanzan a por los 3.800 millones de Repsol

stop

Repsol cobra los 3.800 millones por la venta del 20% de Gas Natural y ya recibe ofrecimientos de activos de otras compañías, la última la portuguesa EDP

Barcelona, 19 de mayo de 2018 (04:55 CET)

Repsol pidió a los inversores dos años para vivir sin Gas Natural. Es decir, para lograr con su propio crecimiento e inversiones el beneficio equivalente al dividendo que percibía por el 20% de Gas Natural. El reloj ya ha empezado a correr, después de que, este viernes, firmara la venta de esta participación a CVC y los March y cobrara los 3.816,31 millones de euros, cantidad que destinará al crecimiento y que muchos ven como un caramelito.

Ahora mismo, Repsol es como el FC Barcelona el verano pasado tras la marcha de Neymar: tiene la caja llena y se sabe que va a comprar, por lo que agentes y equipos están locos por venderle a su estrella por más de lo que vale. La diferencia es que Repsol no tiene una necesidad imperiosa de comprar. De hecho, no va a hacer grandes compras, asegura, pero eso no implica que no esté recibiendo ofrecimientos de todo tipo. El último, activos de EDP.

Varias compañías se han acercado a Repsol para sondear al grupo y colocarle empresas o activos, según explicaron fuentes del sector. Renovalia, Viesgo o X-Elio son algunas de las compañías que han sonado entre las que podrían interesar al grupo dirigido por Josu Jon Imaz… o a la inversa.

Repsol es como el Barça tras vender a Neymar: no paran de llegarle novias para los 3.800M de Gas Natural

El caso de EDP es el último y le llega en buen momento para Repsol, pero se trata de una propuesta poco concreta y todavía temprana. El grupo chino Three Gorges, primer accionista de EDP, ha planteado una opa sobre la eléctrica portuguesa que por ahora no ha prosperado. Pero se prepara para contratacar y también para desinvertir en algunos activos, para abaratar la operación y en previsión de exigencias de las autoridades de la competencia.

Como adelantó Hispanidad, el grupo chino está sondeando a todo el sector eléctrico y energético europeo para consumar dichas desinversiones. Enel, Engie e Iberdrola, los tres mayores grupos de Europa, podrían estar interesados, pero también Repsol si hay activos que complementen su actividad. Más concretamente, la petrolera busca negocio de gas y renovables. Y EDP habría sondeado a Repsol.

Repsol se toma dos años

Repsol evita comentar los rumores y se remite a las palabras de Imaz sobre el futuro de la compañía, que se plasmará en un plan estratégico que verá la luz el 7 de junio. La previsión es que solo una parte de los 3.800 millones, aproximadamente un tercio, se dediquen a compras, y que no sea una gran adquisición sino varias pequeñas de empresas que complementen el negocio de la petrolera. El resto se invertirá para mejorar lo que ya tienen.

En una conferencia con analistas en la presentación de los resultados del primer trimestre, un directivo de la petrolera reiteró que la inversión debe cumplir dos requisitos básicos: que tenga una alta rentabilidad y que no sea un sector regulado. También recalcó que no tendrán prisa. De hecho, pidió a analistas e inversores una tregua de dos años para reinvertir el dinero de la venta de Gas Natural y generar vía ebitda los dividendos que le aportaba la gasística.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad