Crisis en el matrimonio entre la hija de Amancio Ortega y el jinete Sergio Álvarez Moya

stop

Según 'Vanitatis', el deportista habría abandonado el domicilio conyugal hace aproximadamente diez días

Marta Ortega y Sergio Álvarez Moya | EFE

03 de octubre de 2014 (20:49 CET)

Problemas en la pareja formada por la hija de Amancio Ortega y Flora Pérez y heredera del imperio Inditex, Marta Ortega, y su marido, el jinete Sergio Álvarez Moya. Por lo menos así lo asegura Vanitatis, que publica que el matrimonio atraviesa una crisis profunda que ha provocado que el deportista abandone el domicilio conyugal.

Siempre según la versión de Vanitatis, Álvarez Moya dejó A Coruña hace aproximadamente dos días. El jinete trasladó sus caballos, personal y camiones del centro hípico propiedad de Amancio Ortega, Casos Novas, a sus cuadras de Gijón. También se habría mudado temporalmente al domicilio de sus padres en Asturias.

Competición en Portugal


A pesar de que numerosas fuentes dan por sentado la crisis que atraviesa la pareja, el jinete negó a Vanitatis cualquier tipo de separación y aseguró que el movimiento de cuadras tan sólo se debe a que tanto él como su esposa viajarán a la localidad de Vilamoura, en Portugal, para participar en un campeonato hípico que se celebra entre el 2 y el 5 de octubre. Ambos están inscritos en la competición.

La pareja se casó hace aproximadamente dos años y medio y tienen un hijo, Amancio Álvarez Ortega. Las relaciones entre ambas familias siempre han sido buenas, de hecho, el fundador de Inditex le compró a su yerno un caballo de salto con el que participa en numerosas competiciones y que está valorado en algo más de 12 millones de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad