Copasa y San José dejan en la cuneta a Florentino y emergen como reyes de la obra pública en Galicia

stop

La empresa de Jacinto Rey adelanta a las constructoras del AVE tras encadenar contratos de Fomento por valor de 60,3 millones, mientras que Copasa es la 'favorita' de la Xunta

Jacinto Rey, presidente de Grupo San José, y José Luis Suárez, presidente de Copasa, junto a Ana Pastor

en A Coruña, 30 de marzo de 2016 (04:41 CET)

El pasado año deparó dos cambios relevantes en la contratación de obra pública en Galicia. Por primera vez, la máxima adjudicataria fue una empresa con escaso peso en el desarrollo de la infraestructura del AVE, y aún así el valor de sus adjudicaciones superó a las de compañías con mega contratos, como Siemens o Alstom. Se trata de San José, el grupo de Jacinto Rey, que recuperó su buena estrella con Fomento casi a la vez que cerraba la refinanciación de su deuda con la banca a costa de perder su división inmobiliaria.

La otra mutación relevante es que por primera vez en al menos tres años, dos constructoras gallegas lideraron las adjudicaciones de obra pública en Galicia. Acompaña a San José en la distinción la ourensana Copasa, la más beneficiada por las licitaciones de la Xunta y una de las mejor posicionadas en las adjudicaciones de Fomento.

Casi 90 millones en contratos

Entre las dos sumaron contratos por valor de casi 90 millones durante 2015, repartidos en nueve proyectos. La constructora de Jacinto Rey se colocó en cabeza de manera destacada, con 60,3 millones, mientras que Copasa se adjudicó obras por valor de 28,7 millones.

Sólo Siemens, Alstom y CAF, que se llevaron el jugoso contrato de 63,2 millones para instalar el sistema de seguridad europeo ERTMS en Angrois y el Eje Atlántico, pudieron competir con estas cifras.

Florentino Pérez, uno de los nombres hegemónicos cuando de obras públicas en Galicia se trata, fue rebajando el volumen de adjudicaciones en los últimos dos años. Las diferentes filiales de ACS habían alcanzado los 64 millones en 2013, que cayeron hasta poco más de 25 al año siguiente. En 2015, Dragados apañó siete contratos, sin llegar a superar los 15 millones en adjudicaciones. El resto de filiales, se quedó en blanco.



San José y su idilio con Fomento

Para explicar el éxito de Jacinto Rey hay que remitirse a la antesala del pasado verano. Entre mayo y junio, Constructora San José, recién firmado el acuerdo con los bancos para refinanciar la deuda que contrajo por la compra de la inmobiliaria Parquesol, se adjudicó 68 millones en proyectos de Fomento.

El más destacado fue el primer tramo de la Autovía A-57 de Pontevedra, entre Vilaboa y A Ermida, por valor de 59,5 millones. El resto de administraciones adjudicaron a San José otras tres obras menores, hasta completar los 60,3 millones obtenidos en su tierra natal.

Copasa, líder con la Xunta y los concellos

La ourensana Copasa, por su parte, obtuvo cinco obras que le sirvieron para ser la primera adjudicataria de los concellos gallegos y de la Xunta. La actuación más destacada es la primera fase de la autovía de O Morrazo, adjudicada por la Axencia Galega de Infraestructuras en 15,3 millones.

Muy cerca de allí, la compañía ourensana se hizo con la reconstrucción de la grada de Tribuna del estadio de Balaídos por 4,6 millones. Una obra que corre a cuenta de las arcas municipales que administra Abel Caballero.

El tercer gran proyecto de Copasa es el de la nueva Estación de Depuradora de Aguas Residuales (Edar) del Lagares, presupuestada en 7,5 millones y adjudicada por Acuaes. Estos contratos, uno de cada administración, constituyen el grueso de los 28,7 millones, que se completarían con otras dos obras menores.

Más gallegas al alza

En el informe que cada año realiza la patronal de la construcción de A Coruña, Apecco, destaca también la buena línea de la coruñesa Arias Infraestructuras, la antigua Arias Hermanos, que logró dos contratos de relumbrón en alianzas con Sacyr y con Isolux Corsán.

El primero, por 11,2 millones, para la conservación y mejora del firme de la AP-9 entre Pontevedra y Santiago; y el segundo, de casi 20 millones, para la galería de graneles líquidos de Punta Langosteira.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad