stop

Confederaciones provinciales critican al presidente, Antón Arias, por defender una consulta "pactada y con garantías" en Cataluña y piden que rectifique

Rubén Rodríguez

Jorge Cebreiros critica con dureza las declaraciones de Antón Arias, presidente de la CEG, sobre Cataluña

en A Coruña, 12 de octubre de 2017 (06:00 CET)

"Al empresariado gallego yo lo veo muy lejos de posiciones soberanistas, independentistas y, sobre todo, ilegales". De esta manera respondía Jorge Cebreiros, presidente de los empresarios de Pontevedra, a las palabras de Antón Arias. El presidente de la Confederación de Empresarios de Galicia admitió que "vería bien una consulta en Cataluña", siempre que estuviese "pactada" con el Estado y tuviese "una serie de garantías". Se refería Arias a aspectos como que la independencia no se decidiese por una "mayoría simple" sino por una "mayoría reforzada", por ejemplo.

Las declaraciones, realizadas por la mañana en Radio Galega, causaron malestar en la patronal, que a una semana del referendum del uno de octubre se había manifestado no solo contra la consulta que acabaría días después en cargas policiales, sino también contra cualquier solución al conflicto que generara mayor desigualdad entre territorios en un comunicado más o menos consensuado con las provinciales.

Las patronales del sur reaccionan

Tras la intervención del presidente de la patronal gallega, el primer espada de los empresarios de Ourense, José Manuel Pérez Canal, mostraba su desacuerdo a los empresarios ourensanos. El que fuera candidato a la presidencia de la CEG viajaba a Alemania y no hizo declaraciones públicas. Sí que las hizo un miembro de la CEO, Benito Iglesias, presidente de la Federación Galega de Empresas Inmobiliarias (Fegein), quien pidió directamente una "rectificación" a Arias.

"Los empresarios gallegos siempre estaremos dentro de la legalidad vigente y respetando escrupulosamente el marco constitucional", asevera. Iglesias calificó de "inaceptables e inasumibles" para el empresariado las palabras de Arias y exigió una rectifiación.

Jorge Cebreiros pide a Antón Arias que se aplique la voluntad de diálogo y consensúe con el resto la posición de la patronal

En esta misma línea se pronuncia Jorge Cebreiros. "Lamento mucho esas declaraciones después de que hace solo 15 días enviáramos un comunicado manifestando nuestra postura. Ni estoy de acuerdo con ellas ni han sido consensuadas. Al menos con el presidente de Pontevedra y con la Confederación de Empresarios de Pontevedra, no", afirma.

La posición de los empresarios pontevedres, expone Cebrerios, es "estar al lado del estado de derecho". "Si alguien quiere establecer un diálogo tiene que ser en el marco que nos hemos dado hace 40 años, la Constitución", manifiesta.

Y dice a Arias que "si es tan fácil el diálogo es bueno aplicárselo a uno mismo". Preguntado sobre si falta diálogo en la Confederación de Empresarios de Galicia asegura que "no hay diálogo desde el momento que un señor que ostenta la presidencia de los empresarios habla de una reforma laboral, de que tenemos infrasalarios o ahora estas manifestaciones, sin estar ninguna de ellas consesuadas". "Si están consensuadas, que diga con quien, desde luego con Pontevedra no", remacha.

Antón Arias había criticado también la reforma laboral por el tipo de trabajo que está generando, a su juicio precario, y había invitado a los empresarios a subir los salarios.  

Hemeroteca

CEG
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad