Establecimiento de la firma gallega Bimba y Lola

El beneficio de Bimba y Lola se dispara hasta cifras récord

stop

La compañía de María e Uxía Domínguez gana 16,4 millones tras elevar un 32% sus ventas

en A Coruña, 26 de junio de 2017 (14:52 CET)

La expansión internacional de Bimba y Lola se modula como un acordeón en la cuenta de resultados, con un curso de fuerte reducción del beneficio y otro de altas rentabilidades. El año pasado fue de estos últimos, con la firma que dirigen María e Uxía Domínguez, las sobrinas de Adolfo Domínguez, logrando un resultado positivo de 16,4 millones.

Es la mejor cifra del último lustro. Bimba y Lola ganó 7,49 millones en 2012 para luego caer hasta los 322.000 euros de beneficio al año siguiente. En 2014 recuperó el pulso con 6,3 millones en ganancias, para quedarse en 2015 con un resultado algo inferior al millón de euros. El año pasado tocó techo con esos 16,4 millones.

La razón de esta evolución es el diseño de la expansión internacional de la compañía, que en varios ejercicio ha comprimido los beneficios al generar un exceso de gasto. El año pasado las ventas internacionales experimentaron un fuerte crecimiento, con incrementos superiores al 60% en Francia y en el Reino Unido, al 50% en Chile y Corea, y al 20% en Portugal, México y Singapur. Suponen el 26% de la facturación.

La compañía ya había anunciado a través de un comunicado que la facturación aumentó un 32%, hasta los 152,4 millones. Cuenta con un total de 226 tiendas y en los próximos meses prevé añadir al menos 20 más en Francia (incluyendo sus primeros corners fuera de Paris, en Printemps-Lyon y Printemps-Cannes), Reino Unido, Portugal y México. Emplea a 1.100 personas y la la contribución fiscal en 2016 fue de 23,3 millones de euros.

Hemeroteca

Bimba y Lola
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad