El empresario Ángel Jove, fundador del grupo Anjoca

Ángel Jove irrumpe en silencio entre los grandes del ladrillo

stop

Anjoca eleva sus ingresos hasta los 123 millones, con un beneficio neto de 16,5 millones, y proyecta su desembarco en Mallorca con la cadena hotelera Elba

A Coruña, 03 de agosto de 2017 (05:55 CET)

El hermano mayor de Manuel Jove ejerce. Lo hace en silencio, diversificando su cartera de suelo, su negocio hotelero y sus promociones. Todo ello lleva a Anjoca, el grupo de Ángel Jove, a situarse entre los grandes de la promoción inmobiliaria. El grupo firmó en 2016 unos resultados que dejan muy atrás las estrecheces de la crisis. Nuevos hoteles completan el abanico de proyectos de Jove.

Anjoca, como grupo, combina la actividad de promoción con la explotación del patrimonio propio, negocio consolidado que tiene un peso determinante en su cifra de negocio, situándose  en 2016 por encima del 90% de los ingresos. Construcción, promoción y venta de edificaciones, así como  la gestión de establecimientos del sector turístico y explotación de grandes superficies comerciales son los ejes de su actividad.

Mejores resultados

En conjunto, debido al incremento de la facturación del área constructora y un aumento significativo en el área de promoción, como consecuencia de la finalización de determinados proyectos, la cifra de negocio se ha situado en 123 millones de euros al cierre de 2016, un 4,3% superior a la del ejercicio precedente. El resultado de explotación, según la memoria de Anjoca, se elevó hasta los 18,98 millones, un 8% superior al de 2015.

La construcción y las nuevas promociones impulsaron el resultado de Anjoca en el último año

La buena salud del grupo viene avalada por un ebitda (beneficio antes de intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones) de 36,5 millones de euros y un resultado antes de impuestos de 16,49 millones. El ratio de ebitda sobre facturación se elevó al 29%, similar al de 2015, según las cuentas aprobadas en marzo por la compañía. La actividad del grupo se desarrolla en Galicia, Andalucía, Baleares, Cantabria, Madrid y Canarias. Anjoca cuenta, además, una importante cartera de suelo en Asturias y en Murcia.

Nuevos hoteles

El área hotelera también ha dado alegrías al mayor de los Jove. Anjoca procedió en 2016 a la apertura del Hotel Elba Lanzarote Village Resort, un complejo hotelero de 360 habitaciones situado en Playa Blanca que el grupo habría adquirido en noviembre de 2015. "Este hecho", dice en su memoria el grupo," junto con el mantenimiento de los buenos datos de facturación y aportación al margen de los centros comerciales, permiten que una buena parte de las sociedades del grupo hayan registrado beneficios operativos en sus cuentas de resultados". El grupo consolidado está conformado por una veintena de sociedades.

El constructor ha adquirido a través de la sociedad Anjoca Baleares un inmueble para uso hotelero situado en Calviá, Mallorca, que se pretende abrir como el Hotel Elba Mallorca en 2018 tras su reforma. Como consecuencia de las adquisiciones y de su posterior reforma, se ha incrementado hasta los 175 millones de euros en valor neto contable de su inmovilizado, que sumado a las inversiones inmobiliarias alcanzan los 213 millones.

Pese a este incremento, la deuda con entidades financieras ha descendido en 14 millones de euros para situarse en el entorno de los 110 millones de euros, poco más de tres veces el ebitda.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad