Los almacenes centrales de Amazon en España en celebración por aniversario. La empresa es percibida como la tecnológica con mayor impacto positivo en el mundo. Foto: Archivo

Amazon fulmina la plantilla que contrató para su almacén más moderno

stop

La multinacional no renueva a la mayor parte de la plantilla que contrató para abrir su gran almacén de El Prat de Llobregat

David Placer

Los almacenes centrales de Amazon en España en celebración por aniversario. La empresa es percibida como la tecnológica con mayor impacto positivo en el mundo. Foto: Archivo

en Madrid, 26 de enero de 2018 (06:00 CET)

Amazon ha comenzado a ejecutar despidos colectivos a la plantilla que fue contratada para montar su último gran almacén robotizado en El Prat de Llobregat (Barcelona) que sirve a España, Francia e Italia.

La multinacional de Jezz Bezos fichó a todo su personal para el inicio de operaciones en octubre pasado y comenzó a trabajar a toda marcha para la campaña del Black Friday y Navidad. Prácticamente todos, salvo un pequeño grupo, no tenía experiencia laboral en los almacenes de Amazon.

Después de una formación en tiempo récord, los trabajadores, con apenas tres meses de antigüedad, han comenzado a ser despedidos.

Cada semana nuevos grupos de entre cinco y diez trabajadores son sorprendidos con la mala noticia. El contrato no será renovado. La reducción del empleo ha afectado a la mayor parte de los contratados, según han explicado un grupo de trabajadores a Economía Digital.

Los operarios del almacén fueron contratados por las empresas de trabajo temporal (ETT) Adecco y Manpower, que también ficharon a supervisores, jefes y mandos intermedios.

Fichajes inflados por la Navidad

Amazon ha explicado que el motivo de la reducción de plantilla obedece a la caída en la demanda producida después del Black Friday y las Navidades. La empresa contrató un número mayor de personal del necesario para las temporadas más bajas. Y las expectativas generadas para obtener un puesto fijo se desvaneció para la mayoría de trabajadores.

“Contratamos empleados temporales para gestionar la variación en la demanda. Durante las Navidades, los empleados temporales desempeñan un papel vital para ayudar a satisfacer la creciente demanda de nuestros clientes. La finalización de los contratos temporales se debe a una bajada de volúmenes tras el pico en la demanda durante las Navidades”, ha explicado la compañía a este medio.

La multinacional ha asegurado que, pese a la rescisión de los contratos, planifica volver a contratar a nuevos trabajadores. Amazon cerró el año pasado con más de 1.600 empleados permanentes, 600 más que el año anterior, según las cifras aportadas por la multinacional.

Amazon solo ha renovado al 15% de los empleados que contrató hace pocos meses para arrancar el almacén de El Prat

“La mayoría pensamos que nos contratarían de forma personal, pero los que demostrásemos un buen rendimiento, nos quedaríamos. La ETT nos dijo que la empresa no haría un esfuerzo para pagarnos viajes al almacén de Madrid y hacernos formación si no tuviese en mente la contratación a largo plazo”, explican los trabajadores despedidos.

Sin embargo, apenas un 15% de los que fueron contratados en los inicios continúa en el almacén de Barcelona, según explican los trabajadores. La mayoría de los que permanecen han renovado contratos por períodos muy cortos. El contrato fijo aún luce lejano. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad