Amancio Ortega da plenos poderes a Arnau en Pontegadea, que amplía su actividad a los transportes

stop

El fundador de Inditex disuelve el consejo de administración en dos de sus sociedades de inversión para dejar al frente a su hombre de confianza, que se convirtió este año en vicepresidente del grupo inmobiliario

Arnau, (a la izquierda) en el Consejo de Administración de Inditex

en A Coruña, 26 de agosto de 2016 (01:45 CET)

Eterno vigilante del patrimonio de Amancio Ortega, José Arnau Sierra, ex presidente del Tribunal Económico Administrativo de Galicia, ha refrendado sobre el papel los galones que ya ostentaba en su actividad diaria.

El vicepresidente de Inditex, nombrado en 2012 tras la salida de Carlos Espinosa de los Monteros, se ha convertido este año en vicepresidente de Pontegadea Inversiones, de Pontegadea Inmobiliaria y de Partler, las principales herramientas con las que el fundador de Inditex gestiona su patrimonio y canaliza sus inversiones en el ladrillo.

La reestructuración del grupo patrimonial de Amancio Ortega, que convirtió a Pontegadea en la dueña de Inditex al absorber Partler, continúa consolidando a Arnau en la custodia de la fortuna. Acaba de convertirse en vicepresidente de Pontegadea 2015 y Esparelle 2016, dos de las sociedades de inversión que cuelgan de Pontegadea.

Transformación de la biotecnológica

La primera es la antigua Pontegadea Biotecnología, que evolucionó ligada al Proyecto CIMA del Centro de Investigación Médica Aplicada de la Universidad de Navarra, donde también participaron Alicia Koplowitz, José María Castellano, BBVA o El Corte Inglés. Ortega utliza ahora la sociedad rebautizada para procesos internos en el desarrollo del negocio, como pueden ser los relacionados con la financiación.

Desde agosto, José Arnau se ha convertido en el administrador único, para lo que fue necesario disolver el consejo de administración vigente, en el que estaban el propio Arnau, Ortega y Flora Pérez, la mujer del fundador de Inditex.

Ampliación de objeto social

La modificación en la administración se hizo al mismo tiempo que una ampliación del objeto social, para incluír entre las actividades de la empresa "el transporte de pasajeros". Según fuentes de Pontegadea, no hay ningún proyecto vinculado a dicha área de negocio y la ampliación del objeto social se hace como salvaguarda para ubicar en una empresa del grupo una actividad que pudiera ser necesaria en el desarrollo de sus operaciones.

En Esparelle, uno de los vehículos de inversión inmobiliaria de Ortega, sucedió algo similar. Se disuelve el consejo, que presidía la propia Pontegadea 2015, y entra como administrador único José Arnau, el hombre de confianza de Ortega.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad