Alstom la pifia: un acuerdo europeo bloquea el repliegue a Francia

stop

El grupo galo tiene que congelar sus intenciones de despedir a 400 trabajadores de la planta de Santa Perpètua de Mogoda por un convenio con la Federación Europea de Trabajadores del Metal

Tren fabricado en Santa Perpètua de Mogoda

21 de abril de 2011 (20:41 CET)

El pasado 20 de marzo los trabajadores de Alstom en Santa Perpètua de Mogoda recibían la confirmación de que 400 personas se irían a la calle. Desde entonces, la empresa francesa no ha movido ninguna ficha para empezar a negociar los despidos en Catalunya. A esa medida se debía sumar unos ajustes de plantilla parecidos en las factorías del grupo en Alemania y Italia. El repliegue de Alstom Transport hacia Francia se ha tenido que quedar en el congelador por un convenio que la dirección gala firmó con la Federación Europea de Trabajadores del Metal (EMF) el 24 de febrero de este año. Un documento de “compromisos en cuanto al acompañamiento de todos los empleados tanto en su progresión de carrera profesional como en el desarrollo de sus aptitudes y conocimientos”.

Por el momento, la dirección catalana del grupo, encabezada por Pere Solé, sólo se ha reunido una vez con el comité de empresa. “Nos explicaron que aceptan el acuerdo con la EMF y que garantizan su cumplimiento”, ha afirmado a Economía Digital el secretario de la sección sindical de UGT en Alstom, José García. También propusieron establecer una reunión semanal para hablar sobre las novedades en este sentido, una medida que los trabajadores rehusaron “porque no tiene sentido si no hay novedades. En algún momento nos veremos más y en otro menos”. Con todo, esperan volverse a sentar con el equipo directivo “después de las vacaciones de Semana Santa”.

Fuentes conocedoras de la operación también han expresado la dificultad que tendría Alstom para realizar los despidos que están encima de la mesa. Las complicaciones radican tanto en llegar a un acuerdo con los trabajadores como en conseguir luz verde de la Generalitat. Sobre todo si se tiene en cuenta que a lo largo de 2011 y 2012 la factoría catalana ya está afectada por un ERE de reducción de ocupación temporal que atañe al 40% de la plantilla este año y al 70% el próximo. Este extremo ha dilatado la operación, que los franceses querían que fuera inmediata y por el momento no tiene calendario.

Prejubilaciones

Ahora todo se está replanteando: el número de personas afectadas por el repliegue y el mecanismo por el que saldrán de la empresa. Lo más sencillo es hacer un plan de prejubilaciones, pero en Santa Perpètua ya se ha realizado. Para ello, hay voces que han propuesto a Solé que los afectados por esta medida tengan menos de 58 años. Una iniciativa que en España es factible pero también cuenta con una dificultad. La cúpula gala no ve con buenos ojos sentar este precedente por el futuro de la empresa en el país de origen, ya que allí prejubilar por debajo de esta línea resulta muy caro para el empresario.

De todas las fábricas que están en el plan de repliegue de Alstom Transport, a la que peor futuro le pronostican es al centro italiano, el más pequeño. Asimismo, los concursos que recientemente ha ganado la factoría de Santa Perpètua de Mogoda juegan a su favor para continuar operando.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad