La librería de Nueva York es la sexta tienda física de Amazon en EEUU.

Amazon (casi) vuelve a sus orígenes

stop

Amazon abre su primera librería física en Nueva York, donde se pueden encontrar los 3.000 libros con las mejores calificaciones

Barcelona, 27 de mayo de 2017 (11:55 CET)

Hace más de 20 años, cuando Amazon llegó al mundo, sólo vendía libros on line. Poco a poco comenzó a ampliar su catálogo de artículos, y actualmente es el mayor vendedor por Internet del mundo, además de extender sus tentáculos al desarrollo de sistemas de inteligencia artificial, despacho de alimentos y productos frescos, creación de contenidos audiovisuales y de revolucionar el universo de la logística.

En el 2015 abrió su primera librería física en Seattle, como un homenaje a sus inicios comerciales, y si bien anunciaron que podrían llegar a tener hasta 400 tiendas repartidas por el mundo, Jeff Bezos rebajó el entusiasmo y sólo permitió que haya seis locales en diferentes ciudades estadounidenses.

La última apertura fue en Nueva York, donde el gigante del comercio electrónico todavía no se había asentado. La vicepresidenta de Amazon Books, Kennifer Cast, explicó que para abrir una tienda física en Nueva York antes se necesitaba encontrar "el enclave perfecto y tener más experiencia" en el rubro.

La librería neoyorkina de Amazon se sitúa en Columbus Circle (Círculo de Colón) de Central Park y dispone de un espacio de 370 metros cuadrados. No es tan grande como las gigantescas instalaciones de Barnes & Nobles, que más que librería, ya es un spot turístico de la Gran Manzana. Pero con el universo online por detrás, Amazon no participa en la carrera de las grandes superficies.

Allí se venden los 3.000 títulos más populares por calificaciones y críticas en el portal de Amazon. El análisis de datos del sitio alimenta una sección dedicada a los libros que los usuarios leyeron en menos de tres días, y otra a las obras preferidas de los lectores de la región de Nueva York.

La mira puesta en Washington

Amazon no lo confirmó, pero el grupo inversor Vornado Realty Trust anunció a sus inversionistas que la distribuidora de Bezos alquiló un inmueble de casi 1.000 metros cuadrados en Georgetown, uno de los barrios más elegantes –y caros- de Washington, para abrir una nueva librería.

Este local estará, vaya paradoja, muy cerca de donde hace pocos años Barnes & Noble tuvo un local, que por las pérdidas de ventas tuvo que cerrar. Ahora allí hay una macro tienda de Nike.