Francisco Hernández, presidente del Consello Galego da Competencia

El Consello Galego da Competencia lleva más de un año en blanco

stop

El organismo que vela y asesora sobre el cumplimiento de la legislación en materia de competencia en Galicia emitió su última resolución a comienzos de 2016

28 de abril de 2017 (06:00 CET)

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha puesto el decreto de viviendas de uso turístico de la Xunta en su punto de mira y ha cuestionado varios de sus artículos, exigiendo al Gobierno gallego que los modifique si no quiere acabar en los tribunales. Esta actuación del regulador no ha sentado bien al presidente del Ejecutivo autonómico, Alberto Núñez Feijóo, quien con cierta sorna ha “agradecido” la celeridad de su intervención, al tiempo que le ha reclamado esa misma diligencia para pronunciarse sobre los precios de los carburantes en Galicia.

Durante su intervención este jueves tras la reunión del Consello de la Xunta, el presidente ha anunciado que será ahora la Asesoría Jurídica la que se encargue de analizar el requerimiento de Competencia para que advierta si existe algún tipo de controversia. Únicamete en ese caso procederá a variar el decreto.

Núñez Feijóo deja en manos de la Asesoría Jurídica de la Xunta el conflicto con la CNMC

Mientras tanto, el Consello Galego da Competencia, un organismo creado en 2011 a partir de la fusión del Tribunal Galego da Competencia y el Servizo Galego de Defensa da Competencia y con unas funciones similares a las del regulador nacional, sigue de brazos cruzados. De hecho, desde principios del año pasado no ha tenido actividad.

Una de sus actuaciones fue, precisamente, la elaboración en 2014 del informe O mercado dos carburantes de automoción en Galicia: unha visión desde a libre competencia, que puede servir de argumento a Feijóo en sus reclamaciones a la CNMC. En el ámbito de promoción de la competencia también ha publicado informes sobre los uniformes escolares, los aparcamientos en los aeropuertos gallegos o los precios de la leche, entre otros.

Precedente en el sector turístico

En otros ámbitos, como en el normativo, se ha posicionado sobre el Anteproxecto de Lei de Transporte Público de Persoas en Vehículos de Turismo de Galicia, una legislación que afecta a servicios novedosos como el alquiler de coches sin conductor y que, en algunos aspectos, podría compararse con la que pone en cuestión la CNMC sobre alojamientos turísticos. El propio Feijóo insistía en que el objetivo de regular estas actividades no es otro que “que la gente que paga impuestos, que tiene personal y contratos, tenga una competencia legal” para que el turismo en la comunidad sea “de la mayor calidad posible”.

El organismo, dependiente en un primer momento de la Consellería de Facenda hasta que Economía asumió las competencias sobre consumo, se encarga también de realizar informes sobre la autorización comercial autonómica. El último de ellos, vinculado a la apertura de E. Lecrerc en Lugo, data de febrero de 2015, pero eso no le impide lucir el letrero de “novo” en la página web de la entidad. Algo similar sucede con las resoluciones sancionadoras, de las que tramitó una media de siete al año en sus primeros cuatro ejercicios de actividad, mientras que en los dos últimos bajó el ritmo a la mitad, según los datos que obran en la página web.

El Consello Galego da Competencia depende de Economía, aunque inicialmente lo hacía de Facenda

La situación del Consello Galego da Competencia podría dar un giro en las próximas semanas, ya que este mes vence el mandato –de seis años no renovable– de su presidente, Francisco Hérnandez. La Consellería de Economía, que consultada por este medio no se ha pronuncado al respecto, tiene la oportunidad de aprovechar el nombramiento de su sucesor para darle un nuevo impulso a la institución e, incluso, llegar a tiempo para mediar en el conflicto con el regulador nacional.