Reunión de los mandatarios de los 27 Estados de la UE -sin el Reino Unido- para acordar la hoja de ruta del

La UE marca las líneas rojas del brexit

stop

Los 27 de la Unión acuerdan la política migratoria y recuerdan al Reino Unido que tiene que cumplir con el presupuesto comunitario

Economía Digital

Reunión de los mandatarios de los 27 Estados de la UE -sin el Reino Unido- para acordar la hoja de ruta del "brexit". EFE-EPA-OH

Barcelona, 29 de abril de 2017 (18:55 CET)

De acuerdo, habrá “brexit”, pero estas son las reglas del juego. Así parecen expresarse los 27 Estados de la Unión Europea tras la breve cumbre que realizaron sus mandatarios para acordar los pasos de la salida del Reino Unido.

"Las directrices se adoptaron unánimemente. El mandato político firme y claro de los Veintisiete de la UE para las negociaciones del ‘brexit' está preparado", indicó Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo, a través de su cuenta en Twitter, poco después de iniciarse el encuentro en Bruselas.

En el texto final, para el que sólo se demoraron quince minutos en debatirlo y aprobarlo, se precisa que la UE negociará unida, para lograr un resultado “equitativo” entre sus miembros.

La UE insta a mantener los derechos inmigratorios de los ciudadanos comunitarios en territorio británico

Como gran prioridad, los 27 precisaron los derechos de los ciudadanos, tanto europeos en el Reino Unido como de los británicos en territorio comunitario. En ese contexto, dijeron que las partes deben acordar "garantías recíprocas para salvaguardar el estatus y los derechos" derivados de la legislación europea.

Y que estas garantías "deben ser efectivas y completas e incluir el derecho a adquirir la residencia permanente después de un periodo continuado de residencia legal de cinco años", una novedad que no figuraba en el borrador de las directrices iniciales.

Brexit: los 27 recuerdan a Gran Bretaña que tiene que pagar sus compromisos del prespuesto

El acuerdo de la Unión también insta a buscar soluciones alternativas a la frontera entre la república de Irlanda y el Ulster (Irlanda del Norte), que dejará de pertenecer al club comunitario.

La UE reconoce que debe resolver con rapidez la futura localización de las agencias europeas que se encuentran en Reino Unido; que son la Agencia Europea del Medicamento y la Autoridad Bancaria Europea, que se retirarán de Londres tras el "brexit". Precisamente, Barcelona es una de las ciudades que se apuntan para acoger al organismo que regula las actividades farmacéuticas.


En el texto se recuerda a Gran Bretaña los compromisos y obligaciones que ha asumido respecto al presupuesto comunitario y otros organismos como el Banco Central Europeo (BCE) y el Banco Europeo de Inversiones (BEI). Por el contrario, se mantiene sin cambios, pese al malestar que creó en el Gobierno de Theresa May, el párrafo que deja fuera de las negociaciones del “brexit” la situación de Gibraltar y recuerda que cualquier entendimiento sobre este territorio necesitará el visto bueno de España.