stop

El portavoz del PP, Rafael Hernando, pone a Ortega como ejemplo de las bondades de España; Pablo Iglesias replica que le preocupa que Inditex pague impuestos

Economía Digital Galicia

El portavoz parlamentario del PP, Rafael Hernando, durante su intervención este miércoles en el Congreso | EFE

Hemeroteca

Inditex

en A Coruña, 14 de junio de 2017 (14:10 CET)

El portavoz del PP, Rafael Hernando, ha llevado a Amancio Ortega al debate de la moción de censura presentada por Podemos. En su intervención, el diputado ha señalado al fundador de Inditex como uno de los motivos que le hacen sentirse orgulloso de España. Hernando contrarrestaba con la figura del empresario el análisis pesimista que realiza Pablo Iglesias sobre la situación política, social y económica del Estado, que a su juicio no se corresponde con la realidad.

El portavoz popular cargó contra Podemos por criticar a todos los que tienen éxito, en alusión a Ortega, y consideró indecente que se puedan mostrar reparos a los donativos que realiza el empresario a la sanidad para la lucha contra el cáncer. Hernando señaló que le afectaba personalmente la lucha contra le enfermedad y que a cualquiera que haya vivido le parecerán indecentes las críticas.

Pablo Iglesias dice que no le preocupan las donaciones loables, sino que Inditex pague impuestos y cumpla la normativa laboral

Pablo Iglesias replicó en su turno que no censuraba las donaciones que realicen empresarios, con un matiz: “Si tiene una enfemedad, le deseo que se ocupe de usted la sanidad pública, no la generosidad de un millonario”, afirmó. El líder de Podemos dijo que le gustaría que fuera la Administracíón Pública quien pudiera decidir dónde se gasta el dinero donado, pero que, en todo caso, prefiere a empresarios que hagan “donaciones loables”, frente a otros que hacen “donaciones clandestinas” al Partido Popular.

Iglesias finalizó argumentando que lo que le preocupa respecto a Amancio Ortega es que Inditex “pague impuestos, cumpla las normativas laborales y cumpla la ley”, concluyó aludiendo a que la multinacional gallega fue acusada de utilizar ingeniería fiscal para reducir el pago de impuestos.