La presidenta del Santander, Ana Botín, ha dado el paso y compra el Popular. EFE/Zipi

Las recetas de Ana Botín para los emprendedores gallegos

stop

Ana Botín aboga por un sistema educativo más potente que tienda puentes entre universidades, emprendedores y empresas

A Coruña, 10 de mayo de 2017 (10:45 CET)

Ana Botín, la presidenta del Banco Santander y de Universia ha estado este martes en Vigo, donde ha tenido ocasión de trasladar a los representantes de las universidades españolas la necesidad de “construir puentes entre nuevos emprendedores y empresas ya establecidas”.

En su intervención durante la Junta General de Accionistas de Universia España, celebrada en la Universidad de Vigo, Botín ha abogado por un sistema educativo “aún más potente, sostenible y que permita la diversidad haciendo posible una formación de calidad, accesible para todos”. En este sentido, considera que las universidades y los emprendedores han de ser los protagonistas de este sistema, y también los encargados de “revertir la situación previa a los ajustes” en la Universidad, “no para recuperar el pasado sino para liderar el futuro”, aclaró.

Ana Botín emplaza a emprendedores y universidades a revertir la situación previa a la crisis para liderar el futuro

A su juicio, una de las mejores tareas con las que Banco Santander puede ayudar a las personas y a las empresas a progresar es “dedicar tiempo, recursos y esfuerzo a las universidades”. En este punto, a modo de ejemplo, ha citado la aplicación Appcrue, que nace para ser “referente de futuro en el ámbito universitario”, el programa Santander Yuzz de apoyo al emprendimiento o el proyecto Hércules para la gestión en innovación.

Apuesta por la innovación

Botín, que aprovechó para anunciar que Banco Santander invertirá 1.900 millones de euros en innovación y desarrollo tecnológico durante 2017, al considerar estas áreas como “un pilar estratégico”, invitó a desarrollar “nuevas formas de liderazgo, que generen espacios compartidos desde una diversidad creciente, proyectos comunes en entornos flexibles, integrando los nuevos valores de creatividad, imaginación y pensamiento transformador con cultura del esfuerzo, del trabajo bien hecho, de la capacidad de asumir los momentos de dificultad e incertidumbre con amplitud de miras”.

“Los emprendedores aprenden haciendo, aciertan equivocándose e integran conocimientos, innovación, nuevas culturas y formas de hacer, visión transformadora”, señaló. También hizo alusión a un trabajo de investigación de Financial Times que revela que el 26% de los estudiantes graduados desde 2013 han fundado su compañía y que el 80% de ellas siguen vivas. “Es importante que se conozcan estos datos, hay que contar historias de éxito", ha aseverado, al tiempo que ha defendido que en España "se ha avanzado pero hay que aspirar a más”.