Bonilla ha incrementado un 12% la venta de patatas fritas gracias al mercado exterior

Bonilla: seis millones en ingresos vendiendo churros y patatas fritas

stop

Bonilla acaricia los seis millones de facturación gracias al éxito de sus patatas fritas en países como Corea del Sur; distribuye 700.000 churros al mes

en A Coruña, 17 de marzo de 2017 (16:46 CET)

La creciente popularidad de las patatas fritas Bonilla a la Vista ha disparado los ingresos de la empresa de César Bonilla, el propietario de las dos sociedades que gestionan la distribución de patatas y churros desde su centro de operaciones en Arteixo, Epagal y Bonilla e Hijos.

La facturación conjunta acarició en 2016 los siete millones, informa Expansión, con un crecimiento del 10,6% respecto al ejercicio anterior. La clave del aumento de ventas radica en buena medida en el éxito de las patatas fritas, que han encontrado cobijo en plazas internacionales como Corea del Sur, aunque también distribuyen a Holanda, Reino Unido, Francia, Panamá, Italia o Estados Unidos.

Los surcoreanos son los principales clientes de Bonilla en el exterior. A ese territorio envían mensualmente dos contenedores con latas de patatas fritas. El área de negocio creció un 12,6% el año pasado, hasta facturar 4,16 millones.

La empresa ha acometido la renovación de sus instalaciones en Arteixo con una inversión de medio millón de euros para aumentar su capacidad y seguir creciendo en el exterior. Según avanzó Bonilla a Expansión, la previsión es que las ventas se incrementen un 5% este año.

Actualmente, distribuyen 37.000 kilos de patatas fritas y 700.000 churos al mes.